Tecnología

Baterías de litio más pequeñas, seguras y baratas

bateria polimeroEl profesor Ian Ward, de la Universidad de Leeds, ha creado un nuevo gel polímero capaz de optimizar las prestaciones de las baterías de litio. La nueva sustancia actúa reduce el espacio necesario y las posibilidades de que se dé un cortocircuito. Esto podría conducir en última instancia a abaratar la infinidad de dispositivos móviles que utilizan litio en sus baterías.

Una de las partes principales, y de momento insustituible, de los dispositivos móviles es la batería. Es la pieza fundamental donde se almacena la energía que alimenta los procesos digitales y el funcionamiento completo de un terminal. El elemento más utilizado para construir este componente es el litio. La investigación del profesor Ian Ward FRS ha dado con una forma de mejorar considerablemente el rendimiento de este material.

Profesor de investigación de física en la Universidad de Leeds, Ward ha creado un gel polímero (una red de polímeros integrada en una solución líquida) que podría reducir el tamaño de las baterías de litio y hacerlas más seguras. Además, el coste de fabricación sería menor, con lo que los dispositivos móviles que utilizan este tipo de componentes (la mayoría) se podrían abaratar.

El gel polímero de Ward modifica el funcionamiento de una batería corriente de litio. Éstas se basan en celdas o contenedores que tienen un separador en forma de film, hecho de un polímero poroso y complementado con un líquido químico. Esto actúa como una barrera y además los iones de litio cargados fluyen por este espacio. El nuevo material reemplazaría a la sustancia líquida, eliminando la necesidad del separador.

Eficiencia en el proceso de fabricación

El profesor Ward y su equipo han diseñado también un proceso de fabricación rápido y eficiente. Esto hace que la producción de la nueva sustancia sea poco costosa. El resultado es un gel polímero barato y cuyo tamaño puede ser modificado adecuadamente.

El material surgido de este proceso también es seguro por su tolerancia a los daños físicos. Sus celdas flexibles se pueden moldear y doblar según las exigencias del producto. La patente del nuevo material ya ha sido adquirida por la compañía estadounidense Polystor Energy Corporation, que está tratando de comercializar baterías para productos electrónicos portátiles.

La innovación en baterías de litio es continua. Las empresas de la industria están interesadas en reducir el tamaño de estos componentes que constituyen buena parte del peso y el tamaño de los dispositivos móviles. Aunque son los centros universitarios los que están haciendo el trabajo de investigación en este caso. Recientemente en Stanford se creó una batería flexible y transparente, construida en el mismo material.

Sobre el autor de este artículo

Pablo G. Bejerano