Tecnología

Anonymous filtra un millón de ID de Apple que poseía el FBI

Anonymous UDID Apple seguridad FBIAnonymous ha filtrado un millón de identificadores de productos de Apple (Apple Unique Device Identifiers o UDID) que obtuvo del FBI. La organización ya avisó a la compañía de la manzana hace más de un año en el marco de la misma operación, AntiSec, aunque en ese caso explotó una vulnerabilidad distinta.

De hecho, este ataque no ha sido contra la empresa, sino contra el FBI, cuerpo del que obtuvieron unos 12 millones de identificadores (aunque sólo han hecho públicos 1.000.001 de ellos).

Es más, uno de los motivos que propició este ataque, según explican en un comunicado, fue la presencia del General de la NSA Keith Alexander en la conferencia Def Con en celebrada en Las Vegas.

En opinión de Anonymus, Alexander estaba allí, entre otros motivos, tratando de reclutar hackers “para sus futuras ciberguerras”. “Fue un entretenido intento hipócrita hecho por el sistema para adular hackers para que se convirtiesen en herramientas del sistema” mientras aquellos que no aceptan son cazados “como jodidos perros”.

Por ello decidieron “ayudar a la seguridad de Internet” inspeccionando la del FBI. “Todos sabemos ya cómo hacen que Internet sea inseguro adrede para ayudar a su objetivo”.

En este “doble estándar” que, aseguran, está presente desde los años 80, las agencias persiguen a quienes investigan, pero, al mismo tiempo, también reclutan a algunas de estas personas para que les ayuden con sus labores.

“Te está prohibido ser más listo que el sistema, desafiarlo, trabajar a su alrededor. En resumen, aunque puedes hackear para el status quo, está prohibido hackear el status quo”.

Esto propicia que haya personas como Bradley Manning o Jeremy Hammond que han sido condenados y apresados por diferentes delitos relacionados con la transmisión de información.

Por otro lado, el comunicado también hace referencia a cuestiones más diversas, como el hecho de que no se pueda modificar hardware adquirido legalmente, como es el caso de videoconsolas como PlayStation que sólo se puede utilizar “como Sony quiere que lo hagas”.

“Si encuentras una forma de mejorar algo, simplemente cállate. No se te permite que compartas esta información con nadie más y les permitas que también hagan mejoras. Ya no somos los verdaderos dueños de nada”, continúan antes de hablar de la sociedad de consumo y del sistema.

Sin embargo, como explican, ellos son hackers. “Se supone que miramos más allá de las normas para encontrar cosas que otros no ven. Y el sistema, sí, todo el jodido sistema, es simplemente otros sistema”.

Por todo ello, han decidido publicar estas identificaciones junto a los usuarios a los que corresponden y sus tokens de APNS (Apple Push Notification Software). No obstante, se ha eliminado otra información personal, como nombres, teléfonos o direcciones.

Así, únicamente se dejaron los datos que consideraron “suficientes para ayudar a un considerable número de usuarios a ver si sus dispositivos están listados o no”. Los tokens, por su parte, se incluyeron “para aquellos hackers móviles que puedan descubrir algún uso para los datos”.

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.