Social Media

Twitter estrena servicio de respuestas automáticas para empresas

Twitter lanza las respuestas automáticas para que las empresas brinden atención al cliente

Twitter vira su timón hacia las empresas y lanza una nueva herramienta que permite que las compañías generen respuestas automatizadas con bots a través de mensajes directos.

Twitter quiere que empresas y clientes se lleven mejor en su plataforma, procurando remontar tras unos últimos tiempos marcados por el pesimismo y las pérdidas económicas. La posible compra de la compañía de Jack Dorsey por parte de varios pretendientes se quedó en agua de borrajas, y la semana pasada la empresa de microblogging hizo recortes de personal, despidiendo al 9% de su plantilla.

Adiós a Vine, la aplicación de vídeos en bucle de Twitter

Para volver a despegar, la red social está queriendo desempeñar un rol más cercano al de una plataforma de servicio al cliente para empresas, por lo que su estrategia consiste en aportar nuevas herramientas a las marcas para desenvolver su actividad digital. La novedad más reciente incorpora la automatización para que las compañías puedan acercarse a sus seguidores y resolver diferentes cuestiones.

Con esta nueva herramienta, las empresas tendrán ocasión de optimizar su gestión y atender de forma más eficaz y rápida las consultas y contactos que sus posibles consumidores realicen con su cuenta corporativa de Twitter.

Respuestas automatizadas y humanizadas

Las respuestas automáticas seguirán un patrón de automatización, generando una respuesta que llegue rápidamente a los clientes. La idea es que exista cierta humanización en ellas, huyendo del tono mecánico y presentando la respuesta como una información directa, completa y rica para el cliente a pesar de que esté prediseñada.

Para ello, Twitter ha asegurado que ha implementado un modelo de personalización para cada mensaje único, por lo que en teoría, los clientes no deberían notar la existencia de un robot detrás de la conversación a través de mensajes directos.

Esta es solo otra muestra más de lo profundo que están calando los asistentes virtuales en las compañías como herramientas de apoyo en la atención al consumidor. La asignatura pendiente sigue siendo la humanización y la personalización de esta ayuda. Veremos si Twitter es capaz de conseguirlo.

Vía | The Verge

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.