Social Media

El incierto futuro de Twitter

Rumores entorno a una posible venta de Twitter
Escrito por Óscar Condés

Los problemas sufridos ayer por los usuarios de Twitter, la tercera caída en menos de una semana, y la bajada de cotización de sus acciones en Bolsa han hecho que se disparen los rumores sobre el futuro de la conocida red de microbloging y la posibilidad de que Twitter sea comprada por alguno de los gigantes tecnológicos actuales.

A pesar de contar con unos 320 millones de usuarios, su incuestionable popularidad no se corresponde con el éxito si de lo que hablamos es de números. De hecho, desde que su fundador, Jack Dorsey, fuera nombrado CEO de Twitter, el valor de sus acciones bursátiles ha caído en picado. Nada menos que un 41% ha perdido desde que el ejecutivo fuera ratificado en este puesto de la red social a primeros de octubre del pasado año.

Esta caída en bolsa ha tenido su correspondencia con los fallos en el servicio. Así, los problemas que sufrió Twitter el pasado martes supusieron la pérdida de un 7% de su valor, llevando su cotización a mínimos históricos. Y es que, el precio actual de la acción se sitúa por debajo de los 17 dólares, muy lejos de los 73,31 que alcanzó en diciembre de 2013 (y que supuso su máximo histórico) y alejados también de los 44,90 dolares que tenía cuando comenzó su cotización en bolsa.

Posibles compradores

Así las cosas, no parece extraño que la red de microblogging se haya convertido en un reclamo para las grandes bestias tecnológicas que ocupan los primeros lugares en las listas del parqué mundial. Aunque, por supuesto, no es la primera vez que circulan rumores sobre ofertas de adquisición de Twitter. Ya en su momento se habló del interés por parte de Google y Facebook, y el último rumor al respecto ha sido que News Corp, la empresa de Rupert Murdoch, lo habría considerado, aunque la noticia ya ha sido negada por la propia interesada.

Como es lógico, la idea de Dorsey, al menos que se sepa, no es precisamente desprenderse de Twitter, sino más bien mejorar la experiencia de los usuarios, logrando que éstos pasen más tiempo en la red y que participen de forma más activa. Sin embargo, los problemas de Twitter para ganar usuarios y monetizarse siguen latentes, lo que abona el camino con toda clase de rumores sobre su solvencia y futuro.

Sobre el autor de este artículo

Óscar Condés

Periodista todoterreno especializado en tecnología y con una amplia experiencia en medios de comunicación. Fotógrafo, realizador, bloguero, viajero y apasionado por la tecnología desde la era analógica. Asistiendo en primera línea de trinchera a los cambios de la revolución digital.