Social Media

Fluvip o la profesionalización del ‘influencer’

Escrito por Carlos Domínguez

¿Debe cobrar un ‘influencer’ por recomendar marcas? Los creadores de FluVip consideran que sí y han lanzado una herramienta de publicidad que conecta a los anunciantes con su ‘target’ a través del Twitter de los ‘influencers’ más relevantes

Las agencias de colocación de personalidades del mundo de la farándula hace mucho que trabajan para que sus representados cobren algún dinerillo extra promocionando marcas, como es normal también encontrar una cara conocida en anuncios publicitarios o en la inauguración de un bar de copas. En bastantes casos, los ingresos por las acciones publicitarias superan incluso lo que ganan con sus actividades profesionales. Ahora lo que se contrata es su cuenta de Twitter, a tanto la recomendación.

Los influencers, esas personas que atraen masas en las redes sociales y nos enseñan cómo vestir, qué comprar y dónde comer, cuentan con un importante poder de sugestión que las marcas han sabido aprovechar muy bien invitándolos a los saraos, regalándoles ropa, perfumes, libros, discos; todo a cambio de una reseña en su blog, de alguna mención en Facebook. Es inútil discutir a estas alturas que unos tweets amables de alguien que cuenta con medio millón de followers abnegados y fieles puede tener más alcance que un anuncio publicitario convencional. Desde la itgirl al gurú, se han convertido ya en un instrumento más del marketing online. Más allá de disfrutar de prebendas, el influencer solicita cobrar también por ello como cobra Rafa Nadal al recomendar a Bacardí o Armani en una revista; salvando las distancias y por supuesto con precios muy diferentes a los que posiblemente disfrute el tenista mallorquín. Con todo, llegaron los tiempos de la profesionalización del influencer como bien publicitario.

 

La plataforma, que solo opera en el continente americano, trabaja sobre tres factores:

Agencias. FluVip considera a las agencias de colocación y a los managers como partners, no como target.
Anunciantes. Son el target real de FluVip. Pueden crear su propia campaña de social media marketing obteniendo recomendaciones de sus marcas en las cuentas de Twitter de famosos o influencers relevantes.
Influencers. La página de FluVIp no los presenta como tal, pero son el otro partner necesario en la ecuación. Los social media influencers que han alcanzado relevancia social con sus blogs y tweets sin haber sido ser famosos offline, no cuentan con agencias de colocación y managers. El mercado no está tan maduro (aunque todo está por ver). En este caso, la relación entre la plataforma y los influencers es directa: FluVip trabaja con ellos como agencia de colocación online.

Se trataría pues de la traslación al marketing online de lo que ya existía en el offline desde hace mucho tiempo, donde resulta habitual que un personaje público vuelva atractivo con su mera presencia un nuevo restaurante, o que en sus apariciones vista una determinada marca de ropa cortesía de un avispado director de marketing. Si le preguntas al famoso, te dirá que está trabajando. Y estará diciendo la verdad.

 

Sobre el autor de este artículo

Carlos Domínguez