Social Media

El experimento de Facebook en torno a su botón de pago

Shopify_Facebook_Header-image-1
Escrito por Marcos Merino

Desarrollado de la mano de Shopify, el nuevo botón facilitaría la compra de artículos sin necesidad de abandonar el feed de noticias de la red social.

Las diferentes redes sociales exploran continuamente nuevas formas de monetizar la actividad social de sus usuarios. Y uno de los caminos más obvios es el de facilitar las compras online. De hecho, esta opción está siendo explorada ya por Pinterest y Twitter. Incluso Alibaba ha invertido en torno a 200 millones de dólares en Snapchat con el fin de poner en marcha su propio servicio de compras móviles. Y ahora, de la mano de la plataforma SaaS de comercio electrónico Shopify, Facebook busca ponerse a la altura de sus competidores.

Recientemente, Shopify anunció en su blog la segunda etapa de un experimento que ya habían puesto en marcha para evaluar la utilidad y el funcionamiento de un botón de compra que permitiera adquirir artículos sin salir del feed de noticias de Facebook:

“Durante el último año, hemos estado trabajando en estrecha colaboración con el equipo de Facebook con el objetivo de crear un servicio que permita a los comerciantes de Shopify anunciar y vender sus productos mediante el uso del botón call-to-action ‘Comprar’ de Facebook. […] Hoy expandimos la prueba para incluir una mayor variedad de negocios”.

El botón de compra permitiría una adquisición rápida sin necesidad de cambiar de pestaña ni de URL, permitiendo además a los consumidores guardar sus datos de pago en su cuenta Facebook para futuras compras. Según reza el blog corporativo de Facebook, “hemos desarrollado esta función con la privacidad en mente, y hemos tomado medidas para ayudar a hacer la experiencia de pago seguro. No se compartirá con otros anunciantes ninguna información sobre las tarjetas de crédito o débito”. Además, otro de los objetivos del botón es facilitar las compras a través de plataformas móviles.

facebook-blog-final_1

Los comerciantes (por ahora, únicamente pymes localizadas en Estados Unidos) tan sólo deberán agregar su nueva canal de ventas en Facebook a su cuenta Shopify, desde la que gestionarían la publicación en la red social de productos, su promoción mediante publicidad, además de la base de datos de clientes.

El problema al que se enfrenta Facebook es que no sería la primera vez que deja tirados a los minoristas cambiando tecnologías o condiciones de uso tras haberlos atraído y convencido de edificar un ecosistema. Sin bien probablemente el alcance que proporciona la red de Zuckerberg sea razón suficiente para que muchas compañías se sumen a la iniciativa.

Y es que el factor ‘atención’ juega un papel fundamental es este movimiento de Facebook. La red social ya capta la atención de millones de usuarios durante varias horas de sus vidas cada día… y busca captar más aún. En Techcrunch valoran el botón de compra como “parte de la estrategia de Facebook de buscar la absorción de Internet: la reproducción automática de vídeos, ‘Instant Articles’, los juegos, la app Mesenger, etc. tienen todos el mismo objetivo: impedir que el usuario abandone la red”. Así, tanto Facebook como el resto de redes sociales han dejado ya de ser la portada de una revista para ser enormes centros comerciales de los que resulte difícil encontrar la salida.

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.