Social Media

Bélgica sigue sin aprobar la privacidad de Facebook

Facebook quiere convertirse en un Google dentro de Facebook
Escrito por Redacción TICbeat

La autoridad belga en materia de protección de datos insiste: en esta asignatura Facebook suspende. No es el primer aviso que la red social norteamericana recibe en este país europeo; ya hubo un reprobatorio informe acerca de los cambios en su política de privacidad el pasado mes de febrero, al que se acaba de sumar éste último, publicado el pasado viernes.

The Wall Street Journal se hace eco de las críticas que la comisión de Privacidad del gobierno belga realiza a la gestión que Facebook hace de los datos de sus usuarios. La red social, afirma el texto, trata la información personal de los internautas “con desprecio”.

“La manera en la que Facebook desprecia la vida privada de sus miembros y del resto de usuarios de Internet requiere emprender acciones”, ha declarado el presidente de dicha comisión, Willem Debeuckelaere.

El nuevo informe insiste en las críticas que ya se realizaron el pasado mes de febrero, que señalaban que, pese a los cambios en la presentación de su política de privacidad que la red social llevó a cabo en abril de 2014, ésta sigue sin obtener el consentimiento informado de ellos en cuanto al uso de sus datos, sencillamente porque no les ofrece información transparente.

Las autoridades belgas aseguran en su informe que Facebook hace un uso intrusivo de la información que recopila a través de los conocidos como plugins sociales: esos botones para compartir y decir ‘me gusta’ que pueden instalarse en webs externas a la suya. En el informe sostienen que para la red social es fácil vincular los datos recogidos de esas interacciones con la identidad de las cuentas de sus usuarios, identificando aspectos privados como información médica o relativa a sus preferencias sexuales, religiosas y políticas.

Pero, además, ponen el acento sobre otra cuestión: la red social no solo recoge sin autorización información de sus usuarios. También lo hace, según sus investigadores, con otros internautas que no han iniciado sesión en su plataforma. Facebook ha asegurado que si esto ha sucedido es por culpa de un error informático que estaban arreglando.

Aunque de carácter no vinculante, el informe, que forma parte de una iniciativa en la que participan las autoridades de protección de datos de otros países europeos, incluido el nuestro, podría ser remitido a la fiscalía belga. Desde la red social alegan que solo se deben a los requerimientos que se les hagan en Irlanda, donde están ubicadas sus oficinas centrales de Europa. La comisión belga insiste, sin embargo, en que si Facebook tiene una oficina en su país también debe responder en él.

 

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.