Social Media

Basel Ramsis: ‘Anonymous son necesarios’

Basel Ramsis redes sociales Facebook AnonymousBasel Ramsis, productor de cine y realizador egipcio, vivió la revolución que comenzó en enero del año pasado en su país en primera persona. Por ello, prefiere el término ‘revolución popular’ a otros como ‘la revolución de los jóvenes’ o ‘la revolución de Facebook’, pues cree que fue de todos los ciudadanos y que habría salido adelante sin la utilización de las redes sociales.

No obstante, Ramsis no niega la influencia que tuvieron éstas y lo útiles que fueron para organizarse. “Jugaron un papel muy importante en las convocatorias”, explicó en su intervención en TheAppFest, pero también lo jugaron otras herramientas, como los mapas interactivos de los sitios en los que tenían lugar las diferentes protestas.

Además, no hay que olvidar que durante unos días se cortó el acceso a Internet y a las redes de telefonía móvil en Egipto, pero esto no terminó con la revolución.

Pregunta: Usted es muy activo en Facebook. Sin embargo, llama a esta red social Gran Hermano. ¿Por qué?

Respuesta: En realidad no es una crítica hacia Facebook, es sólo una anotación sobre que cualquier red social puede ser utilizada de cualquier forma. La usas en tonterías o no la usas en tonterías. Te vuelves adicto a un juego o lo usas en el momento en el que estás interesado. Entonces, en realidad, la idea del gran hermano es una habitación de cristal transparente donde todo el mundo te puede ver. Facebook hace algo parecido: te da esta habitación de cristal en la que puedes ser protagonista y desnudarte dentro de ella, pero con todos los tipos de cortinas que quieras poner. Hay gente que pone muchísimas cortinas e, incluso, no puedes saber cómo es su cara y hay personas que desnudan completamente. A lo que me refería en el caso egipcio es a que el desnudo ha sido más bien político.

P: ¿Habría sido posible la revolución árabe sin las redes sociales?

R: Por supuesto. Creo que han sido necesarias y bastante útiles, pero en realidad no es la revolución de Facebook ni de las redes sociales. Las redes sociales han servido para comunicar y para facilitar esta comunicación, pero no tienes que olvidar que los días más intensos, más importantes y más decisivos de la revolución egipcia son esos días sin Internet y sin teléfonos móviles, del 27 de enero al 3 ó 4 de febrero. Por esto digo que sin ello funcionó el boca a boca y funcionó la prensa tradicional, así que también habría sido posible.

P: ¿Qué opina de Anonymous?

R: Opinión no tengo. No tengo un cliché que pueda decir, pero Anonymous son necesarios, podemos decir. Hicieron algunos malabares para saltarse el bloqueo, aunque tampoco funcionó. Pero intentaron intervenir en algunos momentos. También hubo hackers europeos que intentaron ayudar.

P: Hace poco dijo que, dado que la gente no puede estar en la calle todo el rato, hay que tomar los medios de comunicación. ¿Pueden servir las redes sociales?

R: No. Puedes decir metafóricamente que son prensa alternativa, o medios de comunicación alternativos, pero no. Las redes sociales no pueden tomar los medios de comunicación del Estado. Los medios de comunicación estatales están protegidos por el ejército o por la policía. Si quieres tomarlos tienes que tomar el poder y controlarlos desde dentro. Al final, hay 8 millones de usuarios de redes sociales en Egipto, pero la población es de 85 millones. Es decir, los usuarios son menos del 10%, y no todos son revolucionarios ni están en la misma corriente, así que no pueden tomar los medios tradicionales ellos. El pueblo tiene que tomarlos. Y uno de nuestros errores graves, cuyo precio todavía estamos pagando, es que no hemos dado este paso. No hemos controlado la televisión y la prensa egipcia completamente y no hemos hecho una limpieza dentro.

Sobre el autor de este artículo

Guillermo del Palacio