Social Media

7 cambios en las Condiciones de Uso de LinkedIn que entran en vigor en junio

Cambios en las condiciones de uso de LinkedIn

La red social LinkedIn ha cambiado sus condiciones de uso -no sin controversia ni rechazo por parte de los internautas- y a partir de su entrada en vigor el próximo 7 de junio, los datos personales de los usuarios podrán ser compartidos con terceras empresas.

Muchos atribuyen a la compra realizada por Microsoft la modificación de la política de LinkedIn y se han mostrado molestos por las consecuencias de las nuevas Condiciones de Uso cuya llegada está prevista para finales de esta primavera. El cambio más importante, aunque ni mucho menos el único, es la posibilidad de compartir datos de usuarios con empresas filiales, abriendo más posibilidades de monetización.

5 maneras creativas de mejorar tu perfil de LinkedIn

Si eres asiduo de esta plataforma -sumamente útil para acceder a nuevas oportunidades laborales, realizar acciones de networking, promocionarte como experto o ampliar tu red de contactos-, es importante que conozcas las nuevas condiciones de la red social. Te recordamos que otra de las novedades que afectarán a esta plataforma pasa por la geolocalización, ya que la empresa pronto podría solicitar autorización a los usuarios de su app móvil para, con tu permiso, conectarte con otros usuarios próximos con intereses similares.

Modificaciones en las Condiciones de Uso de LinkedIn

  • Cambios en dichas condiciones: Ahora, LinkedIn ha puntualizado de forma expresa su derecho a actualizar y modificar periódicamente sus Condiciones de Uso.
  • Edad mínima de uso: La plataforma estipula que la edad mínima legal para los nuevos miembros que formen parte de la red social deberá ser de 16 años, incluso más elevada si la ley exige el consentimiento de sus progenitores o responsables legales. Aquellas personas que ya formen parte de LinkedIn y que no lleguen a esa edad, podrán seguir siendo miembros y utilizar las prestaciones de la red.
  • Titulares de cuentas: Cada usuario es dueño y propietario de su cuenta en dicha red social, pero si otra persona o compañía -la organización en la que trabajas, por ejemplo-, compra funciones Premium de LinkedIn, tienen derecho a solicitar informes del uso que hagas de las mismas, así como impedirte el acceso a ellas.
  • Pagos: La plataforma ha modificado la explicación del período de renovación automática de sus servicios de pago y ha añadido una referencia a su política de reembolso. También ha actualizado los datos para explicar el acceso al historial de compra.
  • Licencia de uso de datos personales: Esta es la modificación que ha servido la polémica, ya que los usuarios “darán” su permiso al usar la red social para que esta use su contenido con otras empresas filiales -podemos citar Outlook como ejemplo, ahora que la red social pertenece a Microsoft-. Wl conrenido compartido, además, seguirá existiendo cuando el usuario abandone la plataforma. Por otra parte, apuntan que el contenido no se incluirá en anuncios de terceros que se muestren a otras personas sin el permiso explícito del usuario. Si no deseas que LinkedIn pueda compartir tus datos con terceros, acude a tu área de Privacidad. y selecciona la opción “no” en el apartado “Visibilidad de tu perfil fuera de LinkedIn”.
  • Otros contenidos, aplicaciones y sitios web: La plataforma no revisa contenido de terceros ni tiene responsabilidad sobre el mismo, ni tampoco sobre el uso indebido de terceros
  • Resolución de disputas en Irlanda: Por otra parte, el contrato que firmas con la compañía al crear tu perfil se regirá a partir del 7 de junio por la legislación irlandesa, en vez de por la californiana. Por tanto, las disputas se resolverían en los tribunales de Dublín.

Imagen | Open Grid Schedule

Fuente | Trecebits

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.