Mobile

Qualcomm apuesta por soluciones móviles para reducir costes sanitarios

Escrito por Manuela Astasio

La compañía estadounidense propone un nuevo sistema móvil para seguir y asistir a los enfermos crónicos desde casa.

Ahora que los sistemas de salud, amenazados por una población cada vez más envejecida y por presupuestos cada vez más escuetos, están en el ojo del huracán, Qualcomm Life propone ‘rescatarlos’ haciendo móvil el cuidado de la salud, o al menos parte de él.

Esta división de la compañía de tecnología inalámbrica Qualcomm ha presentado hoy en Madrid lo que, para sus responsables, constituye el camino hacia una sanidad más sostenible: 2net, una solución móvil dirigida al seguimiento desde casa de enfermos crónicos que permitiría “reducir costes y hospitalizaciones”.

2Net es una plataforma abierta, compatible con la gran mayoría de los dispositivos médicos y biométricos que hoy operan en el mercado, que funciona de forma totalmente automática y sencilla para el paciente, según ha explicado el vicepresidente de Qualcomm Life, Rick Valencia.

En cualquiera de sus dos versiones –un dispositivo físico plug and play que solo hay que enchufar a una toma de corriente o bien una aplicación para smartphone–, 2Net se dedica a recopilar todos los datos tomados por los aparatos de medición que utiliza el enfermo para enviarlos a una base de datos segura y desde allí realizar su seguimiento, sin que él tenga que intervenir de forma alguna en el proceso. También se puede utilizar para asistir a los pacientes en sus tratamientos y ayudarles en su continuidad.

España: Cystelcom

En realidad, los clientes directos de 2Net son intermediarios, que a su vez trabajan con aseguradoras médicas, consejerías públicas de salud y con grupos de hospitales, públicos o privados. En España, Qualcomm ya ha firmado un acuerdo con Cystelcom, entre cuyos clientes figuran Cruz Roja, Sanitas y Asitur Asistencia.

La compañía no ha ofrecido todavía previsiones de negocio, ni en España ni en Europa.

Los sistemas de salud, en el punto de mira

Standard & Poor’s ya ha lanzado varias advertencias en cuanto a la sostenibilidad de los sistemas de salud públicos, que, básicamente, se traducen en que la agencia podría bajar la calificación de varios países, entre ellos algunos europeos, si estos no aprueban reformas para frenar el aumento del gasto sanitario.

La mayor parte del gasto sanitario se destina al tratamiento de enfermedades crónicas (diabetes, asma, obesidad, trastornos cardiovasculares), padecidas por alrededor de 300 millones de personas en Norteamérica y Estados Unidos, según datos de Qualcomm.

La compañía, sabedora de la reducción del presupuesto de los hospitales europeos, ha realizado estimaciones del ahorro que supondría tratar a estos pacientes en casa y ahorrar en admisiones y readmisiones, que el pasado año fueron 17.000 en España.

De acuerdo con los cálculos de Qualcomm, en el Reino Unido, la implementación de este sistema reduciría en un 14% los días de ingreso y en un 20% los reingresos de urgencia. En la región italiana de Lombardía, las readmisiones disminuirían un 36%.

Valencia ha señalado que ambos datos tienen varios años, con lo cual, calcula que el ahorro proporcionado por 2Net actualmente sería “aún mayor”.

La tecnología para hacer todo esto posible ya existía, ha señalado Valencia, pero faltaba implementarla de forma que médicos y pacientes pudieran “despreocuparse”; los primeros, para centrarse en “lo que mejor saben hacer” y, los segundos, para manejar aparatos con la mayor facilidad posible.

Foto cc: bodytel

Sobre el autor de este artículo

Manuela Astasio

Soy una periodista especializada en nada, que ha pasado por Deportes, Agroalimentación, Cultura y por la delegación de Efe en México DF. Ahora me toca hablar de nuevas tecnologías y redes sociales, cosa que hago con mucho gusto y un poco de cinismo.