Mobile

Probamos el BQ Aquaris A4.5, primer Android One que llega a España

Aquaris_A4.5

Te mostramos las principales características del BQ Aquaris A4.5, el primer Android One que llega a España por menos de 170 euros, con procesador de cuatro núcleos, 1 Gb de RAm y pantalla IPS resistente a impactos y rayados.

Cuando Google anunció sus terminales Android One, estos estuvieron pensados para facilitar el acceso a los teléfonos inteligentes de calidad a las personas que habitan en países en vías de desarrollo. Sin embargo, la firma española BQ ha decidido (previa alianza con el gigante norteamericano) introducir uno de estos modelos en nuestro país y Portugal.

Se trata del BQ Aquaris A4.5, un terminal enteramente diseñado en España y fabricado en China. Se trata de un smartphone de gama media (169 euros, PVP recomendado) que ofrece un buen rendimiento para la gran mayoría de usuarios que no demanden la última tecnología y que, además, muestra una atractiva forma estética.

BQ Aquaris A4.5

En ese sentido, lo primero que nos encontramos al abrir el sobrio embalaje de BQ es un teléfono que mantiene las líneas rectangulares que caracterizan a este fabricante, así como sus dos niveles en los laterales. El BQ Aquaris A4.5 está producido en plástico, pero su acabado aparenta ser resistente y seguro. En el frontal encontraremos la cámara interior junto al flash y los altavoces superiores. Sorprende la gran cantidad de marco que se ha dejado en torno a la pantalla en la parte inferior, más aun si se tiene en cuenta que este modelo no tiene ningún botón físico en esta zona (el menú y las opciones se controlan con botones que se muestran en la propia pantalla).

BQ Aquaris A4.5

Sí encontramos botones en el lateral derecho del móvil (volumen y bloqueo/encendido), así como las ranuras para las 2 tarjetas microSIM que admite el terminal y microSD, para extender los 16 Gb de memoria interna con que cuenta el dispositivo. Finalizando la exploración visual, en la parte trasera encontramos la lente principal y su doble flash LED, mientras que en la base se encuentra la salida microUSB y los altavoces principales con tecnología Dolby. Como viene siendo habitual en la gran mayoría de smartphones, la carcasa trasera no se puede retirar, con lo que no podemos cambiar la batería.

BQ Aquaris A4.5

Pantalla, procesador y batería

El BQ Aquaris A4.5 destaca por encima de sus competidores en este segmento gracias, principalmente, a su gran pantalla IPS de 4,5 pulgadas en calidad qHD (960 x 540 con 244.77 ppi) que, además, incluye tecnología Quantum Color +, que asegura un rango de color muy amplio, tecnología antihuellas y protección Dragontrail, además de una capa de álcali-aluminosilicato reforzado resistente al rayado, los impactos y la torsión. Todo ello consigue un ‘screen’ con un contraste muy bueno y una sensación de resistencia a golpes muy por delante de sus rivales.

BQ Aquaris A4.5

El rendimiento ya es otro tema y aquí es donde BQ ha metido la tijera para poder mantener el precio bajo de este Android One. Cuenta con un procesador Mediatek MT6735M Quad Core Cortex A53 de 1 GHz y una gráfica ARM Mali T720-MP1 hasta 450 MHz. Si a ello le unimos 1 escaso Gb de RAM, el funcionamiento del móvil será correcto siempre y cuando no queramos ejecutar tareas muy complejas o tengamos demasiados procesos en segundo plano, circunstancias en las que un poco más de potencia no le hubiera venido nada mal.

Y de un punto a mejorar a otro en el que poco se le puede replicar al BQ Aquaris A4.5: su batería.  No en vano, la compañía española ha sacrificado el grosor de su móvil en favor de implementar una batería LiPO de 2.470 mAh, que aguanta en funcionamiento sin problema hasta 24 horas, siempre y cuando no tengamos activado el 4G y el Bluetooth continuamente.

Cámaras aceptables para un gama media

Un aspecto donde volvemos a la realidad del precio que estamos pagando por este móvil son sus cámaras, trasera de 8 Mpx y de una frontal de 5 Mpx. Ambas graban vídeo en HD y cuentan con flash LED, doble en el caso del sensor trasero.

BQ Aquaris A4.5

Sin embargo, la cámara no destaca especialmente por su calidad ni por la captura del color, siendo especialmente complicado sacar buenas fotos en situaciones de nocturnidad o en interiores, como demuestra esta imagen.

Android 5.1 Lollipop, actualizable a Android 6.0 Marshmallow

El BQ Aquaris A4.5 incorpora Android 5.1.1 Lollipop, aunque se actualizará a Android 6.0 Marshmallow (la última versión de Android) próximamente ya que la actualización del software está garantizada durante 24 meses.

Además, incluye otras aplicaciones de Google preinstaladas como Google Map, YouTube, Google Play y Google Translate.  Por último, señalar el importante valor añadido de los 5 años de garantía que BQ ofrece para este terminal.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.

  • Sara

    He leído en el segundo párrafo “gama media” y he dejado de leer

    • Gustavo Aja

      El error es que el autor del artículo parece englobar las gamas según el precio y no por las especificaciones técnicas, que es como debería hacer. Pone: “Se trata de un smartphone de gama media (169 euros, PVP recomendado)” Por esa regla de tres mañana podría lanzarse una castaña con doble núcleo y 512 “megas” de Ram con 3 megas de memoria interna por 800 euros, y el autor diría que estamos en gama alta. Así que estás en lo cierto Sara, esto es un gama baja o de entrada en toda regla.