Mobile

Nokia impulsa ‘smartphones’ de bajo coste con Android

nokia-xl
Escrito por Redacción TICbeat

Como se preveía la compañía ha presentado ‘smartphones’ basados en Android: Nokia X, Nokia X+ y Nokia XL. No obstante, la plataforma sobre la que corren es una variante de Android no vinculada a los servicios de Google. Los servicios que integran los dispositivos son, de hecho, y como era lógico, de Microsoft.

¿Nokia se rinde finalmente a Android? Sí pero no. Consciente del tirón que tiene la plataforma frente a Windows Phone, Nokia ha elegido una de sus variantes, AOSP, para incorporarla en X, su última gama de teléfonos presentados en el Mobile World Congress que ha arrancado hoy en Barcelona. AOSP no está vinculada a los servicios de Google, de hecho, Stephen Elop, vicepresidente ejecutivo de Dispositivos y Servicios de Nokia, ha especificado durante la presentación que los nuevos terminales, llamados Nokia X, Nokia X + y Nokia XL, usarán los servicios de Microsoft, por ejemplo la nube ahora llamada Onedrive, y no la de Google, además de incluir las “experiencias” de Nokia.

En este sentido, el usuario descargará las apps desde la Tienda Nokia (aunque también podrá acceder a más de una docena de tiendas de aplicaciones de terceros e instalar aplicaciones a través de un gestor de archivos). Por otro lado, los dispositivos integran servicios de Nokia como los mapas gratuitos HERE Maps y el servicio de música en streaming MixRadio. Los terminales incorporan de serie una serie de apps y juegos de otras empresas preinstalados, como el popular Plants vs. Zombies.

Nokia X

Características de Nokia X, X+ y XL

Nokia X, un terminal como decíamos de 4 pulgadas y dotado de una cámara de 3 megapíxeles, está pensado para entusiastas del mundo multimedia, quienes podrán disponer de un dispositivos con mayor capacidad de almacenamiento y memoria si eligen el modelo X+. Ambos modelos llegarán al mercado de forma inmediata a Asia Pacífico, Europa, la India, Latinoamérica, Oriente Medio y África en color verde brillante, rojo brillante, cian, amarillo, negro y blanco.

Por su parte, Nokia XL, con una pantalla de 5 pulgadas y una cámara frontal de 2 megapíxeles está pensado para realizar vídeollamadas–la empresa oferta ahora con la compra de cualquier terminal de la gama X usar gratis Skype por un mes para realizar llamadas internacionales a fijos en más de 60 países y a móviles en 8 países–  , y una cámara principal de 5 megapíxeles con autoenfoque y flash. El Nokia XL se venderá desde el segundo trimestre en color verde brillante, naranja, cian, amarillo, negro y blanco.

Todos los terminales de esta gama incorporan un procesador de doble núcleo Qualcomm Snapdragon y admiten dos tarjetas SIM simultáneas (Dual SIM).

El ‘target’: los mercados emergentes

Los nuevos terminales Android presentados son smartphones asequibles, de 89, 99 y 109 euros, respectivamente, “para hacer llegar Internet y servicios en la nube a los próximos mil millones de personas”, según el directivo. La apuesta de Nokia por los mercados emergentes es absoluta, como lo muestran estos lanzamientos y el de otros dos dispositivos más básicos presentados también hoy: el Nokia Asha 230, un terminal táctil de 45 euros, y un móvil clásico y con teclas, el Nokia 220, preparado para navegar por Internet con aplicaciones sociales y un precio de 29 euros (muy cercano, por cierto, al precio que tendrán los terminales que se lanzarán este año con Firefox OS, según anunciaron ayer los responsables de Mozilla).

La estrategia de Nokia es, de hecho, abarcar todo el mercado, desde los terminales de entrada, pasando por los feature phones más avanzados, los smartphones para países emergentes y los de gama alta, estos últimos englobados en la marca Lumia de la compañía, una línea en la que, en palabras de Elop, “es donde integramos la mayor innovación y ofrecemos compatibilidad total con los servicios de Microsoft”.

 

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.