Mobile

Un Moto X también personalizable, pero por dentro

Escrito por Redacción TICbeat

Motorola lanza la Developer Edition de su último smartphone, con Stock Android.

Como ya hizo recientemente con el Droid Maxx, Motorola ha decidido lanzar una versión de Moto X, el primer smartphone que ha producido desde su adquisición por parte de Google, para techies que funciona con Stock Android 4.2.2. o Android puro. Esto es: el mismo sistema operativo, pero sin aquellas capas de personalización que suelen interponer los fabricantes.

Su precio de lanzamiento es de 649 dólares, con 32 GB de almacenamiento, según informa ArsTechnica, y estará, al igual que el resto de Moto X, disponible solo en Estados Unidos para los usuarios de las operadoras GSM y Verizon. EEUU es, por otro lado, también el país en el que se ensambla.

Lo curioso es que, si bien este modelo si permite que los usuarios tomen un número de decisiones en cuanto a la configuración de su software mayor que el resto de su gama, no lo hace así con su carcasa y su apariencia, una posibilidad que ha constituido, desde el principio, uno de los principales atractivos de la gama Moto X.

El Developer Edition no permite, como los otros Moto X, elegir entre multitud de traseras y laterales distintas, incluso una muy exclusiva de madera, y combinarlas al gusto del usuario antes de encargar un teléfono personalizado en la web. Éste modelo, en cambio, tiene, por definición, el frontal negro y la trasera blanca.

Personalizable y made in America

Desde que se anunciara su lanzamiento, que se produjo en Estados Unidos el pasado mes, la estrategia de Motorola con su Moto X ha girado en torno a dos aspectos: que se trata del primer smartphone que la compañía ensambla en su propio país y es, por tanto, un teléfono made in America, y que es altamente personalizable, un complemento más de nuestra imagen.

En lo que se refiere a la primera, Motorola ha apostado por ella como un activo debido a la necesidad de un servicio que garantice que los teléfonos personalizados tardan apenas dos o tres días en llegar a sus usuarios (residentes en Estados Unidos).

El precio de los dispositivos (575 dólares para la versión libre de 16 GB, 630 para la de 32 y 649 para la Developer Edition) deriva de unos costes laborales, los de los trabajadores norteamericanos, que triplican los de otros países, como por ejemplo, China.

Motorola ha arrancado con una producción semanal de 100.000 unidades que evolucionará bajo demanda, y confía en convertirse en líder del segmento de mercado no ocupado por Samsung ni por Apple en Estados Unidos.

Foto: Motorola

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.