Mobile

Las empresas españolas que compiten con el Kindle

ereaderEs una escena que se repite cada vez más: subirse al metro en una ciudad española, mirar alrededor y encontrarse a un número interesante de viajeros enfrascados en la lectura. En vez de llevar libros de toda la vida, leen con interés en sus lectores electrónicos. La era del ereader ya está aquí.

El último informe sobre Hábitos de Lectura y Compra de Libros en España apunta que el 52,7% lee en soporte digital, al menos de forma trimestral. En este tipo de soportes, el informe engloba ordenadores, tabletas, móviles, PDAs y ereaders. “Hay un grave error de concepto”, nos explica Juan González de la Cámara, fundador y director general de Grammata, preguntado sobre si existe un boom del libro electrónico, “ya que algunos de estudios mezclan ereaders y tablets como si todos fuesen igual y, evidentemente, no lo son”. “Los lectores asiduos de literatura prefieren la tinta electrónica”, asegura, basándose en los datos que atesora su compañía.

Aunque exista ese crecimiento de la ‘electura‘ sólo el 6,8% de lo leído durante 2011 en soporte digital fueron libros, una cifra que sube pero que continúa lejos del éxito que tienen en formato digital otros productos editoriales como los periódicos. Sólo el 2,7% de los lectores que emplean un formato digital emplean un ereader, aunque proporcionalmente ese es el soporte que más ha crecido. La penetración del ereader ha duplicado números frente al informe del año precedente.

“Es cierto que se están haciendo grandes logros pero también que el avance del libro digital depende de conseguir una mayor facilidad de acceso a los contenidos”, explica González de la Cámara, que reivindica que “plataformas y librerías que cubren la distribución y venta hagan un mayor esfuerzo” para dinamizar la oferta de contenidos electrónicos en castellano. Antonio Quirós, vicepresidente de bq, apunta que “hasta el momento se ha desarrollado mucho más la parte electrónica que la editorial“. “Quizás hayamos estado en el pescadilla que se muerde la cola”, analiza. “El sector editorial apenas si ha dado pasos en la digitalización porque las ventas se presumían bajas, pero hay que tener en cuenta que las ventas son bajas porque la apuesta de las editoriales españolas por el mundo digital es tímida y poco elaborada”.

eReaders de empresas españolas

La batalla por el mercado ereader es sin embargo una de las grandes guerras en las que se encuentra sumido el mercado. La llegada de Amazon a España y el aterrizaje ya no de uno sino de tres de los modelos de Kindle, el ereader de la tienda online, ha sido un revulsivo. O ha coincidido con el momento en el que el libro electrónico había decidido explotar.  En los últimos meses, se han podido ver movimientos de prácticamente todos los grandes nombres del sector del libro, intentando posicionarse en el mercado del libro electrónico. ¿Es el mercado entonces algo más que Amazon y su Kindle aunque sólo parezca que existan ellos?

“Sí, la verdad es que nosotros somos los primeros enfadados por ese asunto de que solo se hable de Amazon y de Kindle“, confiesa con total sinceridad Antonio Quirós. “Una buena parte del sector editorial español ha cogido el toro por los cuernos y se ha lanzado a importantes proyectos que en este momento compiten fuertemente con Amazon”, añade. “Es cierto que a nivel de marketing y comunicación, las marcas extranjeras, como en otros ámbitos de las TI, hacen mucho más ruido que las marcas nacionales pero, desde luego, el producto nacional no tiene nada que envidiar tecnológicamente a esos dispositivos”, explica por su parte Juan González de la Cámara.

Últimos modelos de lectores electrónicos

Papyre 613. Es la última apuesta de Grammata. Según explica la compañía, el ereader cuenta con una “gran autonomía”, que le permite soportar hasta 12.000 pasos de página sin recargar la batería, y un peso de 240 gramos, batería incluida. Utiliza tinta electrónica e-Ink Pearl e incorpora un teclado qwerty para simplificar las búsquedas.

Papyre 613_Grammata

Tiene un precio de 169 euros.

bq Cervantes 2. Según bq es el “ereader más rápido del mercado” gracias a una velocidad de paso de página de 0,7 segundos. Cuenta con una pantalla E-ink Pearl de 6 pulgadas, reducción de reflejos a la mitad y un peso de 190 gramos. La compañía explica que, gracias a su diseño de dos botones laterales y joystick central, es adecuado tanto para usuarios zurdos como diestros. Tiene un precio de 99 euros.

cervantes2 bq

Sobre el autor de este artículo

Raquel C. Pico