Mobile

El auge de los phablets, la fusión entre smartphone y tablet

Escrito por Sandra Arteaga

Los phablets, dispositivos híbridos entre smartphone y tablet, están ganando mercado gracias a sus funcionalidades y portabilidad.

El phablet es un dispositivo que se está popularizando, ganando cuota de mercado y con previsiones de continuar con su imparable expansión. Estos terminales han protagonizado las principales ferias relacionadas con la tecnología móvil y de consumo de 2013, como el Mobile World Congress que se celebró en Barcelona el pasado mes de febrero o el Consumer Electronic Show (CES) de Las Vegas, y la agencia de noticias Reuters ha vaticinado que éste será el año del phablet. No en vano, un estudio de Barclays revela que el mercado de estos dispositivos cuadruplicará su valor en los próximos tres años, con un parque mundial de más de 228 millones de dispositivos y llegando a mover hasta 135 millones de dólares anuales (103 millones de euros).

¿Qué es un phablet?

Los phablets, acrónimo de smartphone y tablet, son dispositivos con una pantalla táctil de entre 5 y 7 pulgadas, es decir, más grandes que un teléfono móvil pero más pequeñas que una tablet mini, que aúnan las funcionalidades de estos dos tipos de terminales. Al disponer de una pantalla más grande que un smartphone, resulta más funcional para navegar por la web o reproducir contenidos multimedia, y en muchas ocasiones cuenta con software optimizado para facilitar el dibujo y la toma de notas con un lápiz capacitivo. Por sus posibilidades y portabilidad, es un formato que se está popularizando y los fabricantes se han lanzado a una guerra para poner su modelo en el mercado, posicionarse mejor y diferenciarse de la competencia.

Aunque hay modelos previos, como el HTC Advantage de 2007 o el Dell Streak de 2010, ambos con una pantalla de 5 pulgadas, la tendencia de los phablets se consolidó en 2011 con el lanzamiento del Samsung Galaxy Note, cuya pantalla táctil de 5,3 pulgadas y funcionalidades adicionales a las de los smartphones llamaron rápidamente la atención de los usuarios, especialmente la de aquellos que dudaban a la hora de adquirir una tablet. En 2012 la marca surcoreana lanzó el Galaxy Note II, incrementando el tamaño de la pantalla hasta las 5,5 pulgadas, y hace unas semanas anunció que su nuevo modelo, el Galaxy Mega, contará con dos versiones con tamaños de pantalla de 5,8 y 6,3 pulgadas.

Presente y futuro de los phablets

Pero no sólo Samsung se ha interesado por este formato. En 2012 LG se sumó a esta tendencia con el Optimus Vu con 5 pulgadas, y este año ha presentado el Optimus Pro con una pantalla de 5,5 pulgadas. En 2013 también se ha presentado el Huawei Ascend Mate con 6 pulgadas, el ZTE Grand Memo con 5,7, el Asus Fonepad Note FHD de 6 pulgadas o el Acer Liquid S1 5,7 pulgadas, y el próximo 4 de julio se presentará el Sony Xperia ZU con una pantalla de 6,44 pulgadas. Además, según afirma la agencia Reuters, Apple también se sumaría próximamente a la guerra de los phablets con el desarrollo de nuevos tamaños de pantalla para sus dispositivos, de 4,7 y 5,7 pulgadas.

 

Sobre el autor de este artículo

Sandra Arteaga

Sandra Arteaga es periodista y escribe sobre informática y tecnología de consumo desde hace más de nueve años. Cacharrea con ordenadores desde la era de Spectrum y no hay videojuego que no haya probado ni joystick que no haya pasado por sus manos.
Escribo reportajes de actualidad e Internet y prácticos en Personal Computer & Internet desde 2008.