Mobile

Apple e IBM se unen para dominar la empresa móvil

Virginia Rometty y Tim Cook, presidentes de IBM y Apple.
Escrito por Esther Macías

Ambas sellan una alianza para posicionar como armas corporativas el iPhone y el iPad de Apple. En virtud de este acuerdo IBM no solo venderá los dispositivos sino que además desarrollará para estos hasta 100 soluciones de empresa específicas.

La vida da muchas vueltas, como dirían algunos, y en este mundo de la tecnología que antiguos competidores acaben luego siendo fuertes socios es una tónica más que habitual. Este es el caso de Apple e IBM, que en el pasado (hace ya mucho, sí) fueron rivales en el ámbito de la informática personal (negocio que IBM ya dejó de lado vendiendo su unidad de PC a Lenovo) y ahora acaban de firmar un importante acuerdo que, aseguran en un comunicado, “transformará la movilidad en las empresas”. La alianza consiste en que IBM comenzará a vender el popular teléfono inteligente de Apple, el iPhone, y la tableta de la empresa de Cupertino, el iPad, a las empresas. Pero no solo: el Gigante Azul equipará estos dispositivos con soluciones específicas para el ámbito corporativo (habrá más de cien específicas) dotadas de las capacidades de analítica y gestión de datos de las que hace gala la centenaria compañía, imbatible en el escenario empresarial.

Con esta unión, calificada de “histórica” por ambas compañías, ganan enteros las dos. Por un lado, Apple, que es tradicionalmente fuerte en el mercado de consumo, aunque es cierto que en los últimos años ha ido penetrando en la empresa, aún no lo ha hecho con la fuerza que precisa. Además, otros jugadores como Samsung le pisan los talones en el ámbito corporativo, por el que ahora están apostando con fuerza, un mundo en el que Microsoft (que compró Nokia recientemente) también tiene algo que decir, como recordaba su CEO Satya Nadella hace unos días, y cuyo posicionamiento puede verse más que resentido con esta alianza. Respecto a IBM, el gigante de la informática en el mundo de la empresa por excelencia, tenía que dar un paso más en un área en la que ha ido haciendo pinitos, como es la movilidad, y que está redefiniendo el negocio de sus clientes. Con este acuerdo ambos jugadores ganan claramente: la primera llevando de verdad sus populares dispositivos al entorno corporativo y, además, ahora con muchas más funcionalidades, y la segunda, fidelizando aún más a sus clientes con este golpe de mano en pos de la movilidad corporativa.

Los mimbres del acuerdo

La alianza se asienta en cuatro aspectos clave, explican desde Apple e IBM. Por un lado, equipos de ingenieros de ambas compañías desarrollarán una nueva categoría de aplicaciones específicas y en exclusiva para el iPhone y el iPad que tendrá hasta 100 soluciones de empresa diferentes, incluyendo apps nativas. El objetivo que se han marcado desde ambos jugadores es que estas apps transformen “aspectos específicos de cómo trabajan las empresas y los empleados usando el iPhone y el iPad, permitiendo a las empresas alcanzar nuevos niveles de eficiencia, efectividad y satisfacción del cliente; más rápido y más fácil que nunca antes”.

Por otro lado, los servicios en la nube de IBM estarán optimizados para iOS, el sistema operativo móvil de Apple; dichos servicios incluyen aspectos como la gestión de los dispositivos, la seguridad, la analítica y la integración móvil.

Además, Apple abrirá una nueva oferta de servicio y soporte AppleCare que esté adaptada a las necesidades de la empresa y, por último pero no por ello menos importante, IBM lanzará nuevas ofertas empaquetadas para el suministro, la activación y la gestión del dispositivo. Es decir, como comentábamos, IBM venderá también iPhones e iPads equipados con las soluciones específicas para empresas a clientes empresariales de todo el mundo.

Para Tim Cook, CEO de Apple, “por vez primera vamos a poner la renombrada capacidad de gestión de big data y analítica de IBM en las manos de los usuarios de iOS, lo que abre una enorme oportunidad de mercado para Apple. Este es un paso trascendental para el mundo de la empresa; algo que sólo Apple e IBM pueden ofrecer”.

Por su parte, Virginia Rometty, CEO y presidente de IBM, añade que esta alianza “fortalece el liderazgo de IBM en los ámbitos de analítica, cloud, software y servicios”. “Estamos encantados de poder hacer equipo con Apple, cuyas innovaciones han transformado nuestras vidas hasta el punto de que no podríamos imaginar ahora nuestra vida sin ellas. Nuestra alianza impulsará este mismo tipo de transformación en la forma en la que trabajan las personas, operan las industrias y realizan su actividad las empresas”.

Sobre el autor de este artículo

Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.