Seguridad

Ventajas del nuevo reglamento europeo de protección de datos

protección datos,Unión Europea,normativa,legislación,privacidad
Escrito por Lara Olmo

Aunque ya está publicado, tardaremos 2 años en disfrutar de los beneficios del nuevo Reglamento Europeo de Protección de Datos. Te contamos cuáles son.

Ya se ha publicado el Reglamento comunitario de protección de datos en el Diario Oficial de la Unión Europea, que entrará en vigor a partir del 25 de mayo. Este reemplazará a la normativa original de 1995, desarrollada en España a través de la Ley 15/1999 Orgánica de Protección de Datos, y que había quedado desfasada.

El nuevo reglamento está diseñado para dar a los ciudadanos un mayor control sobre su información privada en un mundo dominado por los teléfonos inteligentes y las redes sociales y en el que la banca por internet y las transferencias globales están a la orden del día, según explican fuentes oficiales del Parlamento Europeo.

También tiene como objetivo mejorar la seguridad en cuanto a la legislación para las empresas que operan dentro de la Unión Europea, con el fin de impulsar la innovación y el desarrollo futuro del mercado único digital, y también se aplicará a las empresas fuera de Europa que se dirijan a los consumidores de la Unión Europea.

La AEPPD, preocupada por la evolución del Big Data y el Internet de las cosas

Si bien la nueva normativa ya está publicada, los países miembro, entre ellos España, tendrán un plazo de dos años para trasladarla a su legislación nacional, de modo que los cambios no empezarán a apreciarse plenamente hasta 2018.

¿Qué ventajas ofrece el nuevo reglamento europeo de protección de datos?

  • La primera es evidente: la armonización y unidad de criterio en cuanto a la aplicación y garantía de los derechos de los ciudadanos europeos en materia de privacidad y protección de datos. lo que además facilita una cooperación más rápida y efectiva entre las autoridades policiales y judiciales.
  • La inclusión del derecho al olvido, que permite la rectificación o supresión de datos personales, y del derecho a la portabilidad de esos datos de una empresa a otra. 
  • Ofrece un enfoque preventivo en lugar de sancionador e incide en la privacidad desde el diseño o privacidad por defecto, en las evaluaciones de impacto y códigos de conducta o la figura del DPO (Data Protection Officer).

  • Contiene una nueva regulación de los mecanismos de supervisión y control; es decir, las autoridades nacionales tendrán la competencia de autorizar previamente los flujos de datos antes de que estos se produzcan y no solo después de que se produzcan vulneraciones de la normativa.
  • el reglamento comunitario de protección de datos incluye un régimen sancionador completo, que detalla tanto las agravantes como las atenuantes.
  • Comprende la creación de un Consejo Europeo de Protección de Datos, que estará formado por los representantes de cada una de las 28 autoridades de control independientes y tendrá la capacidad de adoptar decisiones jurídicamente vinculantes.
  • Se reduce la burocracia, pues ya no va a ser obligatorio para las empresas inscriban sus ficheros, desapareciendo por tanto la Subdirección general de registro de ficheros.
  • No será necesaria la autorización previa para exportar datos a terceros países u organizaciones internacionales , si se realizan en base a cláusulas tipo aprobadas por la Comisión Europea.

La nueva normativa comunitaria en materia de protección de datos se he hecho realidad tras cuatro años de trabajo y negociaciones, que comenzaron cuando la Comisión presentó sus propuestas en enero de 2012. Precisamente esta intuición, junto al Consejo de Europa y las autoridades de Protección de Datos de los estados miembros de la Unión Europea, lleva organizando desde 2006 el Día de la Protección de Datos en Europa. Una jornada para promover el conocimiento entre los ciudadanos acerca de cuáles son sus derechos y responsabilidades en materia de protección de datos.

 

 

Vía | adigital.com

Sobre el autor de este artículo

Lara Olmo

Periodista 2.0 con inquietudes marketeras. Innovación, redes sociales, tecnología y marcas desde una perspectiva millenial. Vinculada al mundo startup. Te lo cuento por escrito, en vídeo, con gráficos o como haga falta.

  • Mario de la Peña

    Buen post.
    Creo que no inscribir los ficheros en el registro general de protección de datos es un paso atrás en algunos aspectos . Es importante que los ciudadanos sepamos que ficheros tienen inscritos las empresas que tratan nuestros datos y que quede registrado quién va a poder acceder a cada fichero (encargados de tratamiento) , la finalidad del tratamiento y si se va a transferir esos datos a otros países.
    Saludos