Seguridad

En 4 meses, Singapur aislará de Internet los PCs de sus funcionarios

Escrito por Marcos Merino

La medida supone un retorno a las políticas de seguridad de los 90, y afectará a unos 100.000 equipos informáticos.

El pasado mes de junio, las autoridades de la ciudad-estado de Singapur hicieron circular entre los ministerios y organismos oficiales un memorándum en el que se anunciaba que, en mayo de 2017, todos los equipos informáticos usados por empleados públicos se verían aislados del acceso a Internet.

El número total de ordenadores usados por los funcionarios singapurenses ronda los 100.000, y todos ellos se verán afectados dentro de 5 meses por lo que el diario local ‘The Straits Times’ califica como “una acción sin precedentes para reforzar la seguridad”, que ni tan siquiera entes privados acostumbrados a políticas de ciberseguridad estrictas (como bancos, casinos y compañías de telecomunicaciones) se habían animado a implementar.

Cuando dicho periódico se puso en contacto con la Infocomm Development Authority (IDA) para ampliar información sobre las motivaciones de tal medida, la respuesta fue que era el resultado de las revisiones periódicas de las medidas de seguridad llevadas a cabo por el gobierno, y que estaba “destinada a impedir posibles filtraciones de correos electrónicos no personales, así como de documentos compartidos” en una situación de agravamiento de las ciberamenazas.

Los primeros ensayos de la medida habían comenzado unos meses antes, en abril, cuando varios empleados de la propia IDA vieron cómo veían relegada su posibilidad de navegar por la WWW a través, únicamente, de smartphones y tablets, porque dichos dispositivos carecían de acceso a los sistemas gubernamentales de e-mail.

Aloysius Cheang, directivo de la Cloud Security Alliance, explicaba a The Strait Times que antes, en los 90, “resultaba difícil para cualquier malware extraer información sensible de las redes gubernamentales”, porque el acceso a Internet estaba disponible únicamente para terminales dedicados. Por el contrario, “ahora es difícil controlar cualquier filtración en los sitios de descargas y redes sociales”. Y la medida del gobierno singapurense supone, precisamente “un retorno a los 90”.

Vía | The Strait Times

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.