Seguridad

Samsung niega que sus televisores espíen a sus usuarios

Samsung niega que sus televisores escuchen lo que dicen sus usuarios
Escrito por Redacción TICbeat

La compañía coreana asegura que cuando advirtió a los consumidores de que sus conversaciones confidenciales podrían ser transmitidas por sus teles les “indujo a confusión”.

La polémica estalló a principios de semana a raíz de una frase incluida en la política de privacidad de los nuevos televisores inteligentes del fabricante surcoreano Samsung. En ella, la compañía dirigía a sus usuarios el siguiente aviso: “Tenga en cuenta que, si sus palabras incluyen información confidencial, dicha información será uno de los datos capturados y transmitidos a un tercero a través del uso del reconocimiento de voz”.

Como era de esperar, quienes se toparon con dicha advertencia no tardaron en hacerla pública, y medios especializados y generalistas se llenaron de titulares que advertían a sus lectores de que tuvieran cuidado con lo que decían delante de los nuevos televisores Samsung, ya que la compañía podía estar recopilando esa información y transmitiéndola a terceros. Finalmente, la compañía ha decidido retirar esa frase de su política de privacidad y emitir un comunicado en el que asegura que sus televisores no espían a nadie.

En una entrada en el blog oficial Samsung Tomorrow, que la firma suele emplear para anunciar lanzamientos de nuevos productos, su equipo explica que el lenguaje empleado en su política de datos “ha inducido a confusión”. Así que han decidido “clarificar” su política de privacidad, con el objetivo, afirman, “de explicar mejor lo que de verdad ocurre” con el reconocimiento de voz en sus nuevas televisiones.

En primer lugar, el fabricante señala que la función de reconocimiento de voz de sus nuevos modelos de televisor se desarrolla en dos micrófonos situados en dos lugares diferentes y que cumplen con funciones distintas: uno, ubicado en la televisión, que solo obedece a comandos de voz predeterminados, y cuyos datos, afirma, no se almacenan ni se envían, y otro, situado en el mando a distancia, pensado para que el televidente diga en voz alta qué contenidos quiere ver para que el televisor lo busque, a través, eso sí, de servidores de terceros.

En el caso del segundo, explica Samsung, algunos comandos de voz sí podrán ser recopilados y “transmitidos a terceros que proveen servicios”. Pero desde la compañía afirman que la información que transmitamos con nuestra voz únicamente será almacenada y/o enviada cuando alguno de los botones que activa el reconocimiento de voz (hay uno en el mando a distancia y otro en la pantalla) esté activado y el usuario hable de forma directa al micrófono ubicado en el control remoto de la televisión.

La compañía insiste en que el reconocimiento de voz solo funciona si el usuario lo activa en su televisor, tras aceptar la política de privacidad y términos del servicio que se le muestran cuando está iniciando y configurando el aparato por primera vez. No obstante, aseguran desde Samsung, los propietarios de estos televisores pueden acudir “en cualquier momento” a los ajustes del menú para desactivar esta función si así lo desean.

La frase no solo ha inducido a confusión, como dicen desde el fabricante coreano, sino que ha reactivado el debate sobre los riesgos del Internet de las cosas y los hogares conectados, en los que cada vez habrá más objetos que recopilen información sobre nosotros. El peligro no solo está en ellos, sino también en la falta de información que pueden sufrir muchos consumidores, que desconozcan lo que estos dispositivos hacen y cómo pueden configurarlos a su gusto.

Ayer mismo, Día Internacional de Internet Segura, desde Yahoo recordaban que algo en apariencia tan inocuo como una cámara también puede conectarse a Internet y ser controlado por terceros si nuestra contraseña es hackeada, y recomendaban tapar las webcam cuando no se estén utilizando.

Foto cc: SamsungTomorrow

 

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.