Seguridad

Por qué Google quiere acabar con las URL que usamos hoy en día

direccion de pagina web

Google ha anunciado una iniciativa que cambiaría la forma en la que navegamos por la red: acabar con las URL que usamos a diario para acceder a sitios web. Pese a no haber propuesto una alternativa tienen claro que tiene que desaparecer, te explicamos por qué.

Esta semana Google ha celebrado más de un aniversario: el 4 de septiembre se cumplieron 20 años desde que lanzaron el buscador al que todos recurrimos cuando tenemos una duda, y el 2 de septiembre su navegador, Google Chrome, cumplió 10 años.

Desde que la primera persona tecleó una búsqueda en Google mucho ha cambiado: desde el diseño del popular buscador hasta la amplia gama de servicios adicionales que ofrece la compañía y la extensa cantidad de datos que recopila sobre sus usuarios. No obstante, dos décadas no han sido suficiente para implementar todos los cambios que tienen en mente.

El equipo de Google tiene un nuevo plan: acabar con las URL. Sí, quieren buscar un sustituto para la dirección que nos lleva a acceder a todos los sitios web. Pero ¿por qué quieren acabar con algo tan mítico y arraigado como las URL? Todo se reduce a un motivo bastante sencillo: no son seguras.

Pese a que la idea inicial de las URL era simplificar el acceso a una página web, Google asegura que con el paso de los años se han vuelto más difíciles de entender y menos fiables. Cada vez hay más funcionalidades en la web y, como consecuencia, las URL se han vuelto más complejas: pueden introducir redirecciones y acortadores, impidiendo que el usuario sepa exactamente a donde se dirige. La cosa se complica aún más en el móvil, donde ni siquiera hay espacio para mostrar la URL completa.

Esto ha convertido las URL en el arma perfecta de los ciberdelincuentes, que aprovechan la confusión y falta de claridad para crear sitios webs maliciosos a los que el usuario no sabe que se está dirigiendo. Así, es un terreno ideal para el phishing, las descargas maliciosas y demás ciberamenazas.

Son difíciles de leer“, explicó a WIRED la directora de ingeniería de Chrome, Adrienne Porter Felt, haciendo referencia a las URL de hoy en día. “Es difícil saber de qué parte te puedes fiar, y en general no creo que las URLs estén funcionando como una buena manera de transmitir la identidad de una página“, prosiguió Porter.

Fuchsia, el sistema operativo de Google que podría sustituir a Android

Eso sí, pese a que Google tiene claro que quiere despedirse de las URL, aún no sabe muy bien cómo lo hará (y no son los primeros que se han hecho esta pregunta).

Queremos dirigirnos a un lugar en el que la identidad web sea comprensible para todo el mundo – saben con quién están hablando cuando usan una página web y pueden razonar si pueden confiar en ellos“, explicó Porter haciendo referencia a sus objetivos. En cuanto a la manera, tan solo dijo que retarían a la manera tradicional en la que se muestran las URLs para encontrar una mejor manera de mostrar la identidad.

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.