Seguridad

La ciberseguridad está, cada día más, en la nube

Software de seguridad “next-gen”: ¿revolución real o simple marketing?

El creciente número de ciberamenazas, y la concienciación de las pymes, están llevando a máximos históricos al mercado de soluciones y servicios de seguridad en modo cloud.

Llevamos años adelantando que la ciberseguridad va a ser el gran caballo de Troya de la tecnología; la misma razón de ser de la economía digital es la mayor amenaza. Por ello, y ahora que la opinión pública por fin se ha dado cuenta de esta problemática tras el tristemente famoso ransomware WannaCry, el siguiente paso es incrementar las defensas de las compañías para evitar un desastre mucho mayor.

Entre todas las estrategias en esta línea que se están produciendo, hay una tendencia que destaca especialmente: el movimiento de las soluciones y servicios de seguridad hacia modelos en la nube. La firma de análisis Gartner habla de un aumento del 21% interanual en este formato de entrega, generando un mercado de en torno a 5.900 millones en 2017 y de 9.000 millones de dólares a finales de esta década.

Las pequeñas y medianas empresas son las que están tirando del carro de esta propuesta de valor, en tanto que se están concienciando de que también son un objetivo claro de los ciberdelincuentes pero carecen de los recursos propios necesarios para protegerse o para pagar las decenas de licencias tradicionales que requerirían. “El medio cloud se ajusta de forma natural a las necesidades de las pymes, ya que son soluciones de seguridad fáciles de desplegar, se paga por el consumo realizado y cuenta con funcionalidades muy simples para administradores sin conocimientos técnicos”, aseguran desde Gartner.

Por segmentos de servicios dentro del amplio paraguas que es la ciberseguridad cloud, nos encontramos con la protección del gateway de los email (707,7 millones de dólares en facturación, cifra que aumentará en casi 170 millones para 2020), de la web (nicho con mayor proyección al aumentar de 707,8 a 970,8 millones en los próximos tres años) o de la gestión de identidades y accesos como servicio (el área con más tirón, que representará un mercado de nada menos que 3.421 millones de dólares en 2020).

Pero no podemos olvidarnos de otras propuestas que también están agilizando el paso de los modelos tradicionales de seguridad informática hacia el cloud computing. Hablamos, por ejemplo, de la gestión remota de vulnerabilidades (250 millones de dólares en 2017), SIEM (segmento que duplicará su mercado al pasar de 359 millones a 606 en 2020) o el testing de aplicaciones (571,1 millones de dólares a finales de la décadas).

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.