Seguridad

El milmillonario negocio que se ha creado en torno al GDPR

GDPR

Tanto negocio se ha generado en torno al GDPR que se estima en 907,4 millones de dólares el impacto económico de esta nueva norma, que seguirá generando más y más dinero al menos durante el próximo lustro.

El pasado 25 de mayo entraba en vigor el GDPR, un Reglamento General de Protección de Datos que daba más protagonismo al ciudadano europeo en la gestión de su propia información personal en Internet y regulaba estrictamente (y con sanciones que podían alcanzar los 20 millones de euros o el 4% de la facturación total de la empresa) todo lo concerniente a fugas de datos, notificaciones públicas, contratos de consentimiento y derecho al olvido.

Una normativa que figura entre las más progresistas del planeta pero que no ha estado exenta de muchas trabas. No en vano, un mes antes de la fecha límite para adaptarse al GDPR, el 54% de las empresas seguía sin estar preparada para su aplicación. Además, según algunos estudios, España era el país menos preparado para cumplir con los exigentes requisitos de esta norma.

En cualquier caso, lo que es indudable es que la entrada en funcionamiento de este Reglamento ha generado un incesante flujo de trabajo para adaptar los sistemas de la empresa a la Ley. Y eso, como es obvio, supone también la creación de un lucrativo negocio que abarca desde el data discovery hasta la gestión de APIs, pasando por evaluaciones y auditorías, consultoría e implementaciones de soluciones y herramientas para el ‘compliance’.

Tanto negocio se ha generado en torno al GDPR que se estima en 907,4 millones de dólares el impacto económico de esta nueva norma. Y eso solo en 2018, a lo que deberíamos sumar lo que ya se invirtió a lo largo de 2017 y, por supuesto, toda la inversión que está pendiente para el próximo lustro. De hecho, la firma de análisis MarketsandMarkets cifra en 2.659 millones de dólares el mercado relacionado con el GDPR para 2023.

El checklist de 12 puntos para asegurarnos de que cumplimos con el GDPR

¿Y qué grandes nombres se han llenado los bolsillos con la entrada en vigor del GDPR? Siempre según esta casa de investigación, los más beneficiados por la norma europea han sido compañías como Absolute Software (Canadá), Actiance (EE. UU.), AWS (EE. UU.), Capgemini (Francia), Hitachi Systems Security (Canadá), IBM (EE. UU.), Informatica (EE. UU.), MetricStream (EE. ), Micro Focus (Reino Unido), Microsoft (EE. UU.), Mimecast (Reino Unido), Nymity (Canadá), OneTrust (EE. UU. y Reino Unido), Oracle (EE. UU.), Proofpoint (EE. UU.), Protegrity (EE. UU.), SAP (Alemania), SAS (EE. UU.), Snow Software (Suecia), Swascan (Italia), Symantec (EE. UU.), Talend (EE. UU.), TrustArc (EE. UU.), Trustwave (EE. UU.), Varonis (EE. UU.) Y Veritas (EE. UU.).

El listado -mostrado en orden alfabético- denota otro curioso fenómeno: a pesar de que el GDPR es un avance legislativo europeo, la mayoría de proveedores y agentes de la industria relacionada con esta norma son norteamericanos. O, dicho de otro modo, ha sido el tejido empresarial de EEUU el que más se ha beneficiado económicamente de la aparición de esta norma de protección de datos…

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, La Razón, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Business Insider, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo, ganador del Premio Día de Internet 2018 a mejor marca personal en RRSS y finalista en los European Digital Mindset Awards 2016, 2017 y 2018.