Seguridad

Comprueba si tu correo ha sido víctima de una fuga de datos

comprueba-si-tu-correo-electrónico-ha-sido-robado
Escrito por Lara Olmo

¿Alguna vez te has preguntado si tu email ha sido víctima de robo de información? Puedes comprobarlo con estas aplicaciones.

Los ciberataques que sufrieron en su día Ashley Madison, LinkedIn o más recientemente Twitter y Spotify sacaron a la luz millones de contraseñas y nombres de acceso de sus usuarios. La mayoría de ellos no se dieron ni cuenta, hasta que descubrieron que habían sido publicados o puestos a la venta.

Las fugas de datos o robo de información se producen cuando hay una brecha de seguridad y los hackers difunden la información obtenida públicamente. Algo de lo que no está exenta ninguna herramienta o aplicación online, incluido el correo electrónico. Este es sin duda uno de los recursos más importaste para un usuario y resulta fundamental tomar todas las medidas que estén en nuestra mano para protegerlo.

Pero ¿alguna vez te has preguntado si tu email ha sido víctima de robo de información? Por fortuna, hay maneras de verificarlo y de evitar perder datos importantes, como nuestro email y contraseña, o que un tercero acceda a ellos y los comparta en alguna de las listas de fugas de datos que circulan por la red.

Una de ellas es la web ¿He sido hacheado?, que no guarda ningún tipo de registro sobre qué emails se consultan y funciona bajo SSL (https), lo que asegura que la comunicación con el servidor y cualquier contenido que visites se hará de manera cifrada y nadie podrá saber qué se está consultando.

El ransomware lidera los ciberataques en el segundo trimestre del año

Para usarla basta con introducir la dirección de correo y comprobar si se encuentra en las listas que tiene en su base de datos. La web recoge fugas de datos compartidas en Pastebin, Slexy, Pastie y webs similares.

Un paso más allá van las webs Have I Been Pwned? y BreachAlarm con las que no sólo puedes revisar si tu correo ha sido extraído sino que ofrecen la posibilidad de programar alarmas que te notificarán si tu dirección de email aparece en una nueva fuga de datos.

Si por desgracia descubrieras que tu email o contraseña han sido robados, lo primero que tienes que hacer es comprobar si accedes con esa misma contraseña a algún otro servicio. Aunque esto no es para nada aconsejable, lo cierto es que un gran número de usuarios incurre en esta mala práctica.

5 claves para que no hackeen tu correo electrónico profesional

Si es así, cámbialas de inmediato y asegúrate de elegir contraseñas fuertes y que no tengan ninguna relación con información personal. Un gestor de contraseñas te ayudará a no mezclarlas ni olvidarlas. Tienes más conejos y claves como estos para tener contraseñas más seguras en este enlace.

Vía | blogthinkbig.com

Sobre el autor de este artículo

Lara Olmo

Periodista 2.0 con inquietudes marketeras. Innovación, redes sociales, tecnología y marcas desde una perspectiva millenial. Vinculada al mundo startup. Te lo cuento por escrito, en vídeo, con gráficos o como haga falta.