Seguridad

Alemania acusa a Rusia de acrecentar los ataques cibernéticos contra su gobierno

Las autoridades alemanas están preocupadas por el incremento de ciberataques y campañas de desinformación promovidas por el gobierno ruso.

Miedo en tierras germanas por el incremento de las campañas de propaganda, desinformación, ciberespionaje y ataques informáticos contra el gobierno nacional, el Parlamento o los empleados de los principales partidos políticos del país. Miedo no tanto por las amenazas en sí, sino por su origen mayoritario: Rusia.

Así lo ha admitido Hans-Georg Maassen, jefe de la agencia de inteligencia doméstica del BfV. “Vemos un creciente y agresivo espionaje cibernético y de propaganda que podría poner en peligro nuestras principales instituciones públicas”, ha explicado en declaraciones recogidas por Reuters. El objetivo de esta campaña rusa sería, afirma el experto, “difundir la incertidumbre en la sociedad, debilitar o desestabilizar la República Federal de Alemania, fortalecer los grupos y partidos extremistas, complicar el trabajo del gobierno federal e influir en el diálogo político”.

Lo que más preocupa a las autoridades alemanas son los ataques de spea-phishing atribuidos al grupo ruso de hackers APT 28, también conocido como “Fancy Bear” o Strontrium. Se trata del mismo grupo al que se relaciona con el hackeo del Comité Nacional Demócrata de Estados Unidos en este mismo año o el ataque cibernético contra el parlamento alemán en 2015.

Pero estos ataques informáticos tienen un compañero de viaje igualmente peligroso: la desinformación. En ese sentido, funcionarios alemanes han acusado a Moscú de tratar de manipular a los medios de comunicación alemanes para difundir el descontento popular en temas como la crisis de los inmigrantes o la pertenencia a la Unión Europea.

“La propaganda y la desinformación, los ataques cibernéticos, el espionaje cibernético y el cibersabotaje son parte de la amenaza híbrida que enfrentan las democracias occidentales”, confirma Maassen. Tanto este experto como la propia canciller Angela Merkel han admitido que no pueden descartar que Rusia interfiera por algunos de estos mecanismos en las próximas elecciones nacionales del país, previstas para 2017.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.