Salud

Los elegobióticos, armas de precisión contra las bacterias

Escrito por Marcos Merino

Frente a los antibióticos, ‘armas de destrucción masiva’ que cada vez generan bacterias más resistentes, la tecnología CRISPR nos ofrece alternativas.

El pasado mes de enero, una mujer murió a causa de una fulgurante infección contra la que no pudieron hacer nada ninguno de los 26 antibióticos que probaron con ella. El creciente aumento de las enfermedades resistentes a los antibióticos (se espera que para 2050 mueran 10 millones de personas al año por su culpa) ha obligado a impulsar el desarrollo de fármacos más potentes, que junto a una mayor efectividad ofrecen también peores efectos secundarios.

Otro problema añadido de los antibióticos convencionales es que carecen de la capacidad de dirigir de manera específica sus efectos contra las bacterias concretas que nos enferman en cada caso, sino que se dirigen contra todas las presentes en nuestro organismo, incluyendo aquellas que necesitamos para llevar a cabo múltiples funciones fisiológicas.

Por eso, con el fin de llevar a cabo ataques más específicos contra las bacterias de nuestro cuerpo, un spin-off del MIT con sede en Francia llamado Eligo Bioscience (antes conocido como Phagex) ha decidido lanzar al mercado un nuevo tipo de medicamento, los eligobióticos. Según su CEO, el doctor Xavier Duportet, “los antibióticos son armas de destrucción masiva: extremadamente poderosas pero imprecisas. [Mientras que] con los eligobióticos podemos intervenir con precisión en el microbioma“.

Así, podremos optar por matar las bacterias o, por ejemplo, reconvertirlas en productoras de medicamentos. Y todo ello gracias al uso de la técnica de edición genética conocida como CRISPR, que utiliza virus bacteriófagos para infectar a las bacterias e insertarles circuitos de ADN sintético.

“Esto suena un poco futurista, pero soñamos con que, con el tiempo, dispondremos de una píldora que limpie todos los días nuestro microbioma. Sería la forma definitiva de medicina personalizada”. El pasado martes esta pequeña pero prometedora compañía obtuvo 20 millones de dólares en una ronda de financiación liderada por Khosla Ventures y Seventure Partners, y que incluyó 2 millones de dólars procedentes del Worldwide Innovation Challenge.

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.