Salud

Las noches de calor tropical aumentan un 9,2% la tasa de mortalidad en Barcelona

barcelona-emprendedores

Un estudio científica observó que la mortalidad por causas naturales aumenta un 1,1% por cada 10% de la noche en la que se superan los 23ºC, y hasta un 9,2% en las raras ocasiones en las que no se baja de esa temperatura en toda la noche.

Las altas temperaturas y nuestra salud no se llevan nada bien. Las olas de calor, como la que estamos sufriendo actualmente, suelen provocar algunos fallecimientos directamente asociados a la temperatura pero, además, está demostrado que afectan al alza respecto a la tasa de suicidios. De lo que no se tenía tanta constancia es de que las noches calurosas también pueden provocar que haya más muertes por causas naturales.

Eso justamente es lo que demuestra un nuevo estudio e la Universidad de Santiago de Compostela, publicado en el International Journal of Biometeorology. Según dicha investigación, la mortalidad por causas naturales aumenta hasta un 9,2% cuando no se baja de los 23ºC en toda la noche. 

Los datos, referentes al entorno urbano de Barcelona, comprenden los registros de temperatura entre los años 2003 y 2013 para definir dos índices: uno que valora la intensidad (suma de las temperaturas que se alcanzan) y otro la duración (número de horas que superan 23ºC, consideradas como tropical) del calor durante las noches. Por otra parte, se ha recopilado la información oficial facilitada por el Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña sobre las tasas de mortalidad en Barcelona, Badalona y L’Hospitalet de Llobregat durante el periodo 2003-2013. Los fallecimientos se clasificaron en tres categorías: por causas naturales (todas las patologías salvo accidentes), enfermedades cardiovasculares y respiratorias.

Después se aplicó un modelo estadístico para saber si existe una vinculación entre estos datos y los dos índices. “Las asociaciones para las variables de exposición al calor y la mortalidad muestran una relación con valores altos y medios que persisten significativamente hasta uno o dos días después del episodio”, subraya el estudio.

En concreto, se observó que la mortalidad por causas naturales aumenta un 1,1% por cada 10% de la noche en la que se superan los 23ºC, y hasta un 9,2% en las raras ocasiones en las que no se baja de esa temperatura en toda la noche. A su vez, los efectos de las altas temperaturas nocturnas sobre la mortalidad por causas cardiovasculares son parecidos, pero en el caso de los fallecimientos debidos a problemas respiratorios son todavía más altos.

*Vía: Agencia SINC

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, La Razón, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Business Insider, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo, ganador del Premio Día de Internet 2018 a mejor marca personal en RRSS y finalista en los European Digital Mindset Awards 2016, 2017 y 2018.