Salud

Hábitos alimenticios para ser más feliz avalados por la ciencia

Hábitos alimenticios para ser más feliz

Una comida rica es una gran fuente de felicidad, pero además, puedes incrementar más todavía tus niveles de satisfacción si poner en práctica una serie de sanos hábitos alimenticios avalados por la ciencia.

Una alimentación completa y equilibrada alarga la vida y garantiza una mejor salud, además de garantizar un placer diario que se incrementa si lo potenciamos con buenas rutinas y hábitos recomendados por la comunidad científica. Ya que seguramente nada te haga más feliz que pedir una deliciosa bandeja de sushi tras un día de arduo trabajo o pasar la tarde cocinando aperitivos para un picoteo en la terraza con tus amigos, queremos contarte cómo puedes potenciar esta satisfacción y a la vez, acarrear múltiples ventajas para tu organismo. 

Entre los hábitos positivos que la aplicación Happify recopila en la infografía con la que se acompaña este artículo, uno de los más destacados es comer en familia, una costumbre sumamente beneficiosa para la salud mental -junto a otras  Además, comer en casa provoca que tomemos decisiones de compra más saludables y conscientes.

Las 11 comidas más raras del mundo: cerebro frito, araña crujiente o embriones

Las estadísticas plasman que el 79% de las personas adultas disfruta cocinando. Es fundamental pedir ayuda, conservar las tradiciones culinarias y conocer a fondo nuevas recetas y platos familiares ancestrales. Hacer de chef puede ayudar a quitar presión y nervios a los demás a través de la comida, especialmente si incluyes frutos secos como las nueces o agua con limón.

Cabe destacar, tal y como repasamos en este artículo, que cultivar alimentos reduce el estrés y aumenta la satisfacción vital, según indica este estudio publicado Preventive Medicine Reports, o que la creatividad culinaria genera emociones positivas, tal y como revela un estudio publicado en el Journal of Positive Psychology. Por otra parte, comer lentamente y con atención consciente también mejora la salud mental y reduce la ansiedad.

Por otro lado, diversas investigaciones, incluyendo el innovador ensayo SMILES revelan que los alimentos afectan en gran medida al estado de ánimo, por lo que nutrientes específicos están estrechamente vinculados a resultados positivos cuantificables. Por ejemplo, los ácidos grasos omega-3 que se encuentran en peces como el salmón, el atún o las sardinas poseen efectos antidepresivos.

Mastica, disfruta, respira y tómate tu tiempo comiendo

En la infografía encontrarás datos y hábitos sumamente interesantes, como que un estudio muestra que es mejor la mantequilla que la margarina -ya que esta última puede provocar impaciencia e irritabilidad-, que es fundamental servir siete raciones de frutas y vegetales al día y que debes intentar depositar tus cinco sentidos en cada cosa que comes.

Cómo saber si un aguacate está maduro y listo para comer

Por otra parte, resulta fundamental tomarte al menos veinte minutos de descanso tras la comida, masticar adecuadamente, suprimir las distracciones como el televisor y apostar por las raciones pequeñas. Poner en práctica la gratitud en torno a la comida es otra costumbre que te ayudará a sentirte mejor, algo que puedes plasmar cada noche en tu diario personal.

 

 

Hábitos alimenticios para ser más feliz

Infografía | Happify

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.