Salud

Estudio revela que los cigarrillos electrónicos enganchan igual o más que los normales

cigarro electronico
Escrito por Eduardo Álvarez

Un estudio ha comprobado que, al menos entre los más jóvenes, el riesgo de contraer adicción severa al tabaco se mantiene si fumas cigarrillos electrónicos.

Los cigarrillos electrónicos están de moda, especialmente desde hace unos años. Suponen una alternativa más barata al tabaco normal, algo que ya de por sí es suficientemente atractivo para millones de personas en todo el mundo. Pero ¿son más sanos los cigarrillos electrónicos que los normales? ¿Enganchan menos? Al parecer, todo depende.

El aura que los rodea hace que mucha gente se piense que son una alternativa saludable al tabaco, algo que ha quedado totalmente desmentido por la ciencia. Los cigarrillos electrónicos también contienen alta cantidad de químicos negativos para la salud y, lo que es peor a largo plazo, también pueden incluir altas cantidades de nicotina.

Más nicotina siempre implica más adicción

Como acaba de demostrar un estudio realizado en Los Ángeles y publicado por JAMA Pediatricslos cigarrillos electrónicos con alta concentración de nicotina enganchan tanto o más que el tabaco normal. No es algo sorprendente, pues vapeando o no, estás introduciendo en tu cuerpo una sustancia de sobra conocida por su capacidad para crear adicción.

Esto no significa que vapear sea mejor o peor que fumar tabaco convencional, sólo que no está libre de riesgos y que provoca exactamente la misma adicción, al menos entre los más jóvenes. Son los adolescentes los que han sido tomados como muestra para el mencionado estudio, demostrando que al menos los que fuman cigarrillos electrónicos con mucha nicotina suelen seguir fumando, incluso pasándose al tabaco normal.

Para ser exactos, lo que hace que este método enganche más no es su composición química sino la creencia extendida que hace pensar que son sanos o menos dañinos. Es una analogía que comparte con los productos light, que pueden acabar provocando comer más al pensar que “no engordan”.

Las conclusiones del estudio, con matices

La muestra poblacional también tiene sus limitaciones, la verdad sea dicha, pues sólo se compone de aproximadamente 100 adolescentes del área metropolitana de Los Ángeles. En estudios sobre el tabaco hay que tener en cuenta que las circunstancias varían entre países e incluso entre distintas zonas de un mismo país.

La regulación sobre los compuestos que incluye el tabaco puede variar según el estado en el que te encuentres. Sin ir más lejos, en EEUU ya han puesto en el punto de mira la moda de vapear.

En cualquier caso, es una advertencia para aquellos que cometen el error de pensar que los cigarrillos electrónicos son sanos o no enganchan. Son más baratos, eso seguro, incluso puede que tengan menos sustancias tóxicas -aunque depende del tipo- pero se puede afirmar con total probabilidad que no están libres de riesgos para la salud. Creer lo contrario es lo que los convierte en un peligro potencial.

[Fuente: The Verge]

Sobre el autor de este artículo

Eduardo Álvarez