Salud

El cerebro aprende mientras duermes, asegura la ciencia

aprender mientras cerebro duerme
Escrito por Lara Olmo

El aprendizaje mientras dormimos siempre ha sido un tema controvertido. Promesa casi milagrosa para algunas academias de idiomas y un mito para otros, ahora un grupo de neurocientíficos franceses ha demostrado que sí hay fases del sueño en que podemos recordar ciertas cosas.

Es probable que recuerdes esos cursos acelerados de inglés que prometían aprender el idioma mientras el alumno dormía. Aquello fue una estrategia marketiniana que apelaba casi a la magia, pero que sorprendentemente se tragaron muchos.

Al final se demostró que eran un fraude, porque en efecto aprender un idioma es imposible de esta manera; pero, ¿y si nuestro cerebro sí pudiera retener información mientras dormimos?

Se han hecho varias investigaciones para comprobar si el aprendizaje durante el sueño, también conocido como hipnopedia, es posible. Ahora un grupo de neurocientíficos ha dado con la clave para demostrar que, si bien no sirve com método efectivo de aprendizaje, sí que se pueden retener recuerdos mientras dormimos y además han averiguado qué etapas del sueño son las más activas en este proceso.

Para hacer esta investigación, publicada en la revista científica Nature Communications y coordinada por  Thomas Andrillon, neurocientífico en la Universidad PSL Research de París, emplearon una muestra de 20 sujetos, que durmieron mientras sonaban ruidos aleatorios y sin correlación (conocido como ruido blanco). Sólo a veces se repetía un patrón, sonando el mismo ruido cinco veces seguidas.

Cuando los sujetos despertaron, los científicos reprodujeron las mismas grabaciones de ruido blanco y les pidieron que identificaran los patrones, y lo lograron con un porcentaje de éxito mucho mayor de lo que la probabilidad aleatoria podría predecir.

¿Cuántas horas necesito dormir para estar descansado?

¿Cómo? por su falta de significado. El informe explica que los sujetos no hicieron conexiones explícitas ni se centraron en lo que estaban escuchando; por eso las cintas nocturnas de los cursos de inglés no funcionan. Pero la memorización de patrones acústicos como el ruido blanco es algo que ocurre automáticamente. 

“El cerebro dormido incluye mucha información del entorno”, explica Andrillon, “y la procesa con un grado bastante impresionante de complejidad”.

Es más, los científicos descubrieron que los recuerdos del patrón de ruido blanco se formaron sólo durante ciertas fases del sueño (son un total de cinco). Cuando reprodujeron los sonidos durante la fase REM (la tercera y la de mayor sueño profundo) y la de sueño ligero, los sujetos de prueba pudieron recordar el patrón a la mañana siguiente, mientras que en el resto de etapas el recuerdo de los patrones fue más difícil.

Sobre el autor de este artículo

Lara Olmo

Periodista 2.0 con inquietudes marketeras. Innovación, redes sociales, tecnología y marcas desde una perspectiva millenial. Vinculada al mundo startup. Te lo cuento por escrito, en vídeo, con gráficos o como haga falta.