Salud

Comer setas puede ayudarte a adelgazar, según un estudio científico

Comer setas puede ayudarte a adelgazar, según un estudio científico

La proteína vegetal de los champiñones es idónea para ayudarte a adelgazar gracias a su potencial saciante, tal y como revela un estudio científico realizado por un equipo de la Universidad de Minnesota.

Los champiñones y otros tipos de hongos destacan por sus numerosas propiedades nutricionales: sus proteínas magras son ideales para dietas bajas en colesterol, constituyen una gran fuente de hierro, previenen el cáncer, son recomendables para personas diabéticas, fortalecen los huesos, facilitan la absorción de nutrientes y mejoran tanto el sistema inmune como la presión arterial y la función cognitiva. Pero además, las setas tienen la clave para adelgazar según revela un estudio científico publicado en la revista especializada Appetite.

La investigación determinó que las personas que abandonaban la carne a favor de los hongos experimentaban una mayor sensación de saciedad y se sentían más llenas durante más tiempo. En el estudio se comparó un desayuno rico en champiñones blancos con otro compuesto por tocino o salchichas, hallando que la primera opción otorga mayor plenitud y calma más el hambre.

Las mejores aplicaciones móviles para salir a coger setas

Para llevar a cabo la investigación se empleó una muestra de participantes: 17 mujeres y 15 hombres que consumieron dos porciones de hongos o carne durante 10 días en el horario de desayuno, comprobando el beneficio nutricional y saciante de apostar por las setas en sustitución de la carne. Los tamaños de las porciones de champiñones rebanados y de carne equipararon las mismas calorías y el mismo contenido de proteínas. Tras la prueba, los resultados mostraron una diferencia significativa en la sensación de saciedad según el desayuno consumido.

La autora del estudio, la profesora Joanne Slavin, de la Universidad de Minnesota, afirmó que “los estudios anteriores sobre los hongos sugieren que pueden ser más saciantes que la carne, pero este efecto no se había estudiado hasta el momento con cantidades de proteínas combinadas”. De este modo, la proteína confirma ser el nutriente más saciante.

Mary Jo Feeney, del US Mushroom Council, celebró los resultados añadiendo que “este nuevo estudio se suma a un creciente corpus de evidencias que sugiere que los hongos pueden ayudar a controlar el peso y la saciedad, y por lo tanto contribuir al bienestar general de la población”. Si quieres apostar por la proteína vegetal, los hongos pueden convertirse en tus mejores aliados.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.