Salud

La ONU advierte de que el sistema económico es incompatible con la supervivencia

Científicos advierten de que el capitalismo es incompatible con el planeta

El borrador del Informe Global de Desarrollo Sostenible 2019 de las Naciones Unidas sugiere que debemos considerar de forma urgente acometer cambios drásticos en el sistema económico actual si queremos garantizar el futuro del planeta.

Las advertencias de la comunidad científica en torno al medio ambiente, al clima y a la biodiversidad pueden hablar más alto pero no más claro: es imprescindible modificar nuestros hábitos de consumo, la producción de nuestras industrias y por ende, nuestro sistema económico. Desde la revista Science Alert señalan que la ONU advierte la incompatibilidad de los mercados neoliberales actuales con el cuidado del planeta. “Las economías han agotado la capacidad de los ecosistemas planetarios para manejar los desechos generados por el uso de energía y materiales”, destacan desde el borrador del documento del Informe Global de Desarrollo Sostenible 2019.

¿Qué puedo hacer para parar el cambio climático? Empieza por estas 13 cosas

La comunidad científica independiente y procedente de diversas disciplinas -participan en el informe desde el científico del ecosistema Jussi Eronen de la Universidad de Helsinki, así como por investigadores económicos, empresariales y de filosofía, como el economista Paavo Järvensivu del BIOS independiente de Finlandia- ha subrayado que los modelos económicos que sustentan las decisiones políticas en los países ricos “ignoran casi por completo las dimensiones energéticas y materiales de la economía”. 

En otras palabras, ha llegado el momento de aceptar que los recursos son finitos y por tanto, es imposible mantener un crecimiento económico sin fin. El informe destaca que además de la catástrofe ambiental y del imparable cambio climático -cuyos tentáculos ya se dejan notar en sequías, inundaciones, toda clase de desastres naturales o las cada vez más virulentas olas de calor-, los sistemas económicos actuales también están causando brechas que ensanchan de forma crítica la distancia entre los ricos y los pobres, provocando a su vez un aumento del desempleo y la total desestabilización de nuestras sociedades.

Mientras gobiernos como el estadounidense o el australiano están capitaneados por ignorantes negacionistas del cambio climático y ni siquiera estamos cumpliendo con los preceptos del Acuerdo de París, los datos revelan que seguir buscando el crecimiento económico en las naciones ricas de forma ilimitada ni siquiera continúa mejorando el bienestar humano, como explica el economista ecológico Dan O’Neill para la publicación The Conversation.

Cambios drásticos en el sistema económico o desastre inminente

El borrador del informe de la ONU indica que es preciso establecer una misión clara sin basarse en los mecanismos del mercado ni esperar que este “nos aleje milagrosamente del desastre”. La periodista Naomi Klein, autora de This Changes Everything: Capitalism Vs the Climate, señala que “los humanos somos capaces de organizarnos en todo tipo de órdenes sociales diferentes”, destacando que “numerosas culturas indígenas mantienen vivas las cosmologías centradas en la Tierra hasta el día de hoy. El capitalismo es un pequeño bache en la historia colectiva de nuestra especie”.

El inasumible coste ambiental de producir carne roja, en cifras

La autora no sugiere, ni mucho menos, regresar a una sociedad carente de tecnología, sino aprender de civilizaciones longevas y encontrar mejores formas de avanzar, realizando una transición económica a un modelo basado en la vida y el respeto al planeta, no en un crecimiento económico ilimitado ni en la confianza en unos recursos que ya están mostrando señales evidentes de deterioro y agotamiento. Existen muestras a puñados, desde la sequía de Ciudad del Cabo a la extinción masiva de especies.

Järvensivu y el resto de autores del informe coinciden en subrayar la urgencia de una respuesta de emergencia para no precipitarnos más allá del crítico umbral de calentamiento de 2 grados Celsius. Mientras tanto, expertos de todo el mundo siguen explorando formas alternativas en que podemos establecer nuestros sistemas económicos, como la economía del donuts, la economía del bien común o la teoría del decrecimiento económico. 

Imagen | Sandra Kaas

Fuente | Science Alert

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.