Salud

Así es el Nutriscore, el semáforo para saber la calidad nutricional de lo que comes

Así es el Nutriscore, el semáforo para saber la calidad nutricional de lo que comes

Con la finalidad de que puedas conocer la calidad nutricional de las bebidas y alimentos nace Nutriscore, un etiquetado sencillo en forma de código con cinco colores a modo de semáforo. En un año será de implantación obligatoria.

El etiquetado de alimentos convencional suele resultar confuso para una gran mayoría de consumidores, de forma que se ven imposibilitados a tomar decisiones de compra saludables y seguir una dieta equilibrada y rica en todos los nutrientes necesarios para su salud. Entre las dudas más frecuentes se encuentra la confusión entre fecha de caducidad y consumo preferente, la falta de consulta del porcentaje real de grasas, la equiparación de conceptos como orgánico, bio, sostenible u orgánico o la identificación de ultraprocesados.

Para que el valor nutricional de los productos sea más accesible para la población nace una innovadora iniciativa conocida como Nutriscore y que, de forma similar a un semáforo, categorizará alimentos y bebidas por colores. Este sistema acaba de ser anunciado ayer por la de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luis Carcedo en el marco de la entrega de los XI Premios Estrategia Naosy podrá verse en los supermercados muy pronto, puesto que las compañías se han comprometido voluntariamente a su adopción en el etiquetado, si bien en un plazo de un año será de carácter obligatorio.

Código de Nutriscore

Tal y como se puede apreciar en la imagen, existen cinco diferentes categorías en Nutriscore, siendo la verde la correspondiente a los alimentos más saludables y la roja a los menos nutritivos. Todo ello, según el análisis del contenido en azúcares, grasas saturadas, sal, calorías, fibra y proteínas. Desde la web de Boticaria García recomiendan “utilizar la puntuación solamente para comparar los alimentos dentro de un mismo grupo”. Es decir, no comparar un yogur con unos cereales, por ejemplo.

Hasta 3.000 euros de diferencia entre el supermercado más caro y más barato

Otras de las medidas anunciadas han sido la limitación de la publicidad de los alimentos poco saludables dirigida a menores de 15 años mediante una reforma del código PAOS de autorregulación de publicidad. También se tomarán medidas en colegios e institutos para impedir la venta de alimentos y bebidas con alto contenido en azúcar, ácidos grasos saturados y trans, sal y calorías -desarrollando la Ley 17/2011 de Seguridad Alimentaria y Nutrición- todo ello con el principal objetivo de frenar el preocupante aumento de la obesidad infantil.

El paquete de medidas se instaurará en coordinación con las comunidades autónomas. Otro punto seré el desarrollo de un protocolo o guía nacional para las contrataciones públicas de menús, cátering o vending en comedores colectivos, garantizando menús acordes a las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Las nuevas iniciativas permitirñan, según Carcedo, que “baje un 20% la ingesta de azúcar, sal y grasas saturadas en la dieta de los españoles”.

Para finalizar, Carcedo se refirió al ‘Plan de Colaboración para la Mejora de los Alimentos y Bebidas y otras medidas 2020’, para el que contemplan una veintena de acuerdos con asociaciones de los cinco sectores alimentarios: fabricantes, distribución, restauración moderna, restauración social y vending, compuestas por medio millar de 500 empresas y que afectará a más de 3.500 productores.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.