Salud

¿Son sanos los champiñones? 9 ventajas de consumirlos para tu organismo

¿Son sanos los champiñones? 11 ventajas de consumirlos para tu organismo

¿Son sanos los champiñones? La respuesta es un clarísimo sí: repasamos todas las propiedades nutricionales y beneficios para el organismo de este versátiles y deliciosos hongos que deberías integrar inmediatamente en tu dieta cotidiana.

Los champiñones son alimentos con muy pocas calorías -unas 30 kcal por cada 100 gramos- por lo que son habituales en dietas hipocalóricas o para adelgazar. Si atendemos a sus propiedades, son ricos en minerales como el selenio, magnesio, fósforo, yodo, calcio, zinc y potasio, vitaminas A, B1, B2, B3, B5, B9, C, D y E, proteína vegetal y fibra. De este modo, sus acciones beneficiosas son múltiples: diuréticas, antioxidantes, antianémicas p inmunoestimulantes.

¿Es sano comer hummus? 9 increíbles beneficios para tu salud

Si quieres conocer los principales beneficios que te aporta el consumo de champiñones, no te pierdas el siguiente listado. Recuerda además, estos hongos constituyen un producto muy versátil, apto para comer tanto en salteados y revueltos como en forma de salsas, hamburguesas veganas, guarniciones o como platos principales -al ajillo son deliciosos-. Los champiñones son ricos tanto con carnes como con pescados, así como en múltiples recetas vegetarianas. Repasemos las ventajas de su consumo.

9 beneficios de comer champiñones

  • Colesterol bajo: Los champiñones te proporcionan proteínas magras y carecen de colesterol o grasa. Además, tienen muy pocos carbohidratos. La presencia de fibra y determinadas enzimas también contribuye a reducir y equilibrar los niveles de colesterol, fundamental para la prevención de diversas enfermedades cardiovasculares.
  • Son buenos para la anemia: Los pacientes anémicos tienen bajos niveles de hierro en la sangre, con síntomas como la fatiga, dolores de cabeza, reducción de la función neuronal y problemas digestivos. Por ello, deberías comer champiñones, una gran fuente de hierro. 
  • Previenen el cáncer: Los hongos son muy efectivos en la prevención del cáncer de mama y próstata debido a la presencia significativa de beta-glucanos y ácido linoleico conjugado, con comprobados efectos anticancerígenos.
  • Para la diabetes: Son un alimento ideal para los diabéticos ya que no tienen grasas, ni colesterol, destacando por sus niveles muy bajos de carbohidratos, alto contenido de proteínas y una gran cantidad de vitaminas y minerales, además de agua y fibra. Además, contienen insulina natural y enzimas que ayudan a la descomposición del azúcar o almidón en los alimentos.
  • Salud ósea: Los hongos son una fuente rica de calcio, nutriente esencial en la formación y el fortalecimiento de los huesos. Un suministro constante de calcio en la dieta puede reducir tus probabilidades de desarrollar enfermedades como la osteoporosis y también puede calmar y reducir el dolor articular y la falta general de movilidad asociada con la degradación ósea.
  • Absorción de nutrientes: Los champiñones tienen vitamina D, que puede facilitar la absorción y el metabolismo del calcio y el fósforo. El calcio y el fósforo también están presentes en cantidades importantes.
  • Sistema inmune: La ergotioneína, un poderoso antioxidante presente en estos alimentos, es muy eficaz para proporcionar protección contra los radicales libres y para estimular el sistema inmunitario. También contienen antibióticos naturales (similares a la penicilina), que inhiben el crecimiento microbiano y otras infecciones fúngicas.
  • Presión sanguínea: El potasio actúa como un vasodilatador, relajando la tensión en los vasos sanguíneos y, por lo tanto, reduciendo la presión arterial alta, vinculada a ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares. El potasio también mejora la función cognitiva, ya que el aumento del flujo de sangre y oxígeno al cerebro estimula la actividad neuronal.
  • Aumenta la absorción de hierro: El cobre es capaz de regular y estimular la absorción de hierro de los alimentos, fundamental para tener huesos saludables y prevenir la anemia.

Fuente | Organic Facts

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.