Salud

5 motivos para comer pistachos, los mejores aliados para tu corazón

5 motivos para comer pistachos, los mejores aliados para tu corazón

Si no conoces las ventajas de comer pistachos, un potente fruto seco con numerosos beneficios y propiedades saludables para tu organismo, no dejes de leer este artículo. Tu corazón te lo agradecerá sobremanera.

Son muchas las ocasiones en las que hemos destacado las beneficiosas propiedades de los frutos secos, una rica fuente de proteínas y antioxidantes que mejora con creces tu dieta, te alarga la vida, puede ayudarte a adelgazar y previene contra numerosas enfermedades. Hoy le toca el turno en concreto a los pistachos, esos apreciados y deliciosos frutos secos de cáscara dura que se emplean para numerosos postres, acompañamiento de carnes y pescados, aperitivos o ensaladas.

9 alimentos que nunca deberías comer crudos

El pistacho es una beneficiosa fuente de potasio y se trata, junto con pilones y nueces, de uno de los frutos secos que aportan más fibra y energía. Además, contiene minerales, vitaminas, ácidos grasos y proteínas. Sus propiedades son infinitas: previene al aparición del cáncer y la diabetes, te ayuda a regular el peso y te permite combatir el estrés. Nos centraremos en las propiedades beneficiosas para tu corazón.

5 propiedades beneficiosas de los pistachos para el corazón

Los pistachos ayudan a mantener tu corazón sano gracias al magnesio, a la tiamina, al hierro o al mentado potasio. Esto es lo que el maravilloso fruto seco puede hacer por tu corazón:

  • Baja los niveles de colesterol: Son muy ricos en grasas monoinsaturadas y grasas insaturadas, incluyendo ácido oleico y ácido linoleico. De esta manera, ayudan a equilibrar tu colesterol en sangre, tal y como subrayó recientemente la Universidad de Hohenheim y la Universidad de Nairobi.
  • Incrementan la presencia de antioxidantes en sangre: Ayudan a disminuir el colesterol LDL malo en la sangre, previniendo de este modo.la aparición de enfermedades cardiovasculares de toda índole. Cuenta con cobre, manganeso, selenio, zinc, riboflavina y vitamina E, que previenen del estrés oxidativo y el envejecimiento propiciado por los radicales libres. Un estudio publicado en ‘The Journal of Nutrition’ en 2010, realizado por la Universidad de Pensilvania, también reveló que consumirlos con regularidad incrementa los niveles de antioxidantes en la sangre, como la luteína y el gamma-tocoferol.
  • Aumentan los niveles de fitosteroles en sangre: Esta clase de sustancias reducen los niveles de colesterol en sangre al interferir en la absorción del colesterol. De entre todos los frutos secos, los pistachos son los que poseen índices más altos de fitosteroles, proporcionando 214 mg/100 g. Los esteroles vegetales contribuyen a mantener los niveles normales de colesterol en la sangre.
  • Facilitan la oxigenación de la sangre en el cuerpo: El hierro presente en los pistachos ayuda con el transporte de oxígeno y la formación de glóbulos rojos, mientras que el ácido fólico y las vitaminas B6 contribuyen a que se mantenga la riboflavina y a la formación adecuada de la sangre. Por su parte, la vitamina K resulta clave para una buena coagulación.
  • Te ayudan a adelgazar y a evitar la retención de líquidos: El potasio presente en tan alta medida en los pistachos contribuye a equilibrar la presión arterial, a evitar calambres musculares o a prevenir la retención de líquidos, controlando tu peso. Además vivirás más tiempo, ya que si apuestas por la dieta mediterránea y consumes más de tres raciones de frutos secos por semana, reducirás la mortalidad en un 39%, según una reciente investigación del ‘New England Journal of Medicine’. Por otro lado, 28 gramos de frutos secos al día -49 pistachos- o 50 gramos de aceite de oliva, reducirás el riesgo de padecer enfermedades del corazón en un 30%.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.