Salud

11 especias con propiedades medicinales para tu salud

10 especias y condimentos deliciosos con propiedades medicinales para tu salud

Las especias tiñen nuestros platos de sabor y magia, convirtiendo cualquier alimento casi insípido en un auténtico manjar. Pero sus beneficios van mucho más allá del placer del paladar: constituyen fuentes de salud y remedios medicinales contra todo tipo de enfermedades y dolencias.

Las especias han sido desde tiempos inmemoriales uno de los bienes económicos más preciados, grandes aliadas de la medicina y de los curanderos ancestrales. Cada una de ellas sirve como sabroso condimento pero además, ejercen estímulos hacia determinados órganos, sistemas y tejidos de nuestro organismo: algunas tienen propiedades antisépticas, mientras que otras son antiinflamatorias o digestivas. En definitiva, incorporarlas a tu dieta diaria es una gran decisión por las múltiples ventajas que pueden aportarte.

Estos son los 10 alimentos que debes cenar para dormir bien

Las hierbas y especias se clasifican en dos apartados: las que modifican el aspecto y sabor de los alimentos que consumimos, como el azafrán, el tomillo, el romero, el eneldo, la cúrcuma o la canela, y por otro lado, se encuentran aquellas que excitan el paladar, como la pimienta, el pimentón, la nuez moscada y las diversas variedades de chiles. Cada cultura tiene sus especias favoritas, que forman una parte intrínseca de los platos, olores, sabores y cultura gastronómica de la zona.

10 sanas especias que te encantará añadir a tus comidas

  • Albahaca: Podría considerarse una especia “premium”. Procedente de Asia e India, esta planta alcalina tiene propiedades antiinflamatorias, combate la fatiga, la ansiedad y el insomnio, es beneficiosa para tu funcionamiento intestinal, reduce el malestar estomacal, favorece las buenas digestiones, activa el sistema inmunológico, es eficaz para laringitis y faringitis, fortalece el cabello y acelera la recuperación de los resfriados, ¡entre otras!
  • Canela: Con gran potencial saborizante, la canela es idónea para mejorar los problemas de circulación y recomendable para las personas con diabetes, ya que contribuye a controlar los niveles de glucosa en sangre. Además, reduce resfriados y congestiones por sus propiedades antiinflmatorias y antibacterianas, equilibra la temperatura de tu organismo, abre el apetito y mejora el sistema digestivo, paliando los vómitos y la diarrea. Todo ello sin olvidar su potencial afrodisíaco.
  • Laurel: Las hojitas de nuestro amigo laurel, presente en numerosos guisos, carnes, verduras, pollo o marisco, son ideales para paliar las digestiones pesadas, prevenir la acidez estomacal y reducir los gases. También tiene propiedades diuréticas y antirreumáticas, trata afecciones del aparato respiratorio, regula el flujo menstrual, reduce el estrés y la ansiedad y alivia las infecciones bucales.
  • Jengibre: Con gran presencia en culturas gastronómicas como la india, el jengibre alivia las inflamaciones estomacales, ayuda en la digestión y mejora la absorción de nutrientes. Y no se queda ahí: mejora la circulación sanguínea, previene las gripes y resfriados,refuerza el sistema inmunológico y alivia dolores articulares.
  • Cúrcuma: Te hablamos recientemente de ella en este artículo. Entre otros múltiples beneficios, esta especia de brillante color amarillo evita los gases, tiene múltiples beneficios para el hígado, contiene numerosos componentes anticancerígenos, alivia la artritis, es un antidepresivo natural, protege el corazón, aumenta las defensas, es un remedio natural para los problemas respiratorios, regula los ciclos menstruales, es antimicrobiana y reduce la acidez de estómago

11 especias con propiedades medicinales para tu salud

  • Cilantro: El cilantro, común en numerosos platos y salsas de la cocina mejicana -entre otras- es una de las plantas medicinales más completas. Es una planta digestiva, es adecuado para quemar grasas, dispone de numerosas vitaminas y constituye un potente antiinflamatorio y antioxidante. También combate el colesterol y la diabetes, es eficaz contra la gripe y funciona como bactericida natural.
  • Orégano: Todos pensamos en comida italiana cuando se nos viene a la cabeza esta especia, que tradicionalmente se ha empleado como remedio digestivo, para paliar gases, retortijones y espasmos y como antiseptico y antibiotico natural en el caso de infecciones respiratorias y digestivas. También ayuda al hígado en sus procesos de desintoxicación, es antioxidante y favorece la buena circulación, además de mejorar la memoria
  • Tomillo: Esta especia de tonalidad verde es muy rica en hierro y se emplea mucho para curar catarros, gripes, asma y resfriados debido a sus propiedades antisépticas y expectorante. También constituye un estimulante digestivo, se ha usado tradicionalmente como remedio para las pesadillas y somnífero suave.
  • Pimienta: La pimienta real, denominada Piper Nigrum puede ser verde (granos sin madurar), negra (granos a medio madurar) y blanca (granos maduros, y sin cáscara), según apuntan desde El Comidista. Pues bien, la pimienta es antioxidante y antibacteriana, es aperitiva y digestiva, disminuye el colesterol, aumenta la absorción de otras sustancias beneficiosas y tiene potencial para producir salivación y abrir el apetito.
  • Romero: Es una especia muy completa, ya que funciona como antiséptico, antiespasmódico, aromatizante, depurativo, estimulantes estomacal, carminativo, colagogo –facilita la expulsión de la bilis–, diurético o hipotensor gracias a sus múltiples propiedades. Su elevado contenido de hierro hace de este condimento un sazonador especialmente indicado para la anemia,
    Es una planta rica en antioxidantes y, por tanto, resulta muy útil en tratamientos rejuvenecedores, así como para tratar enfermedades como el alzhéimer, el SIDA o el cáncer.
    Antiguamente se le atribuían propiedades para fortalecer la mente y mejorar la agilidad mental, así como para aliviar las jaquecas y los periodos de astenia.
  • Ajo: Muy usado en nuestra cocina, mejora la circulación, baja la tensión y es una especia fantástica para el colesterol. Especialmente conocido por sus propiedades anticancerígenas, también tiene propiedades tonificantes, depurativas, antisépticas, antibióticas y estimulantes para tu sistema inmunológico.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.