Pymes

Cuatro reglas de oro para superar la indiferencia del bloguero

blog
Escrito por Autor Invitado

Los blogueros influyen y, en un mundo donde la influencia es el rey, si tu programa de marketing no incluye una estrategia de alcance para aprovechar los autores de blogs importantes para tu producto o servicio, tu voz y alcance se verán afectados

Tras el primer blog creado hace 20 años, los blogs han crecido como las setas. Hoy en día, hablamos de miles de millones de blogs. Los informes de Tumblr.com hablan de 169,9 millones de blogs, WordPress más de 75 millones y asumimos que Typepad, Blogspot, Blogster, Livejournal y Weebly están todos en los millones de blogs. Con lo que podemos decir que el tener un blog se ha convertido en un pasatiempo global. Pero, ¿por qué la gente lee blogs? La respuesta es sencilla y está bien fundamentada. Porque la gente se fía de puntos de vista independientes y no partidistas. Conocer y confiar en un blog ayuda en el exceso de decisiones que tenemos que tomar a diario.

Los bloggers influyen y, en un mundo donde la influencia es el rey, si tu programa de marketing no incluye una estrategia de alcance para aprovechar los blogueros importantes para tu producto o servicio, tu voz y alcance se verán afectados. Es más, hoy en día, cada vez más la búsquedas están impulsadas por el volumen de contenidos que tiene lugar fuera de los dominios de la marca. Y,  ¿de dónde puede venir este contenido? De los blogs, por supuesto. Los blogs son claves a la hora de impulsar el alcance y los listados de búsqueda.

Es verdad que muchos profesionales del marketing se dan cuento de esto y de forma regular hacen acercamientos a los blogueros, bien directamente o a través de sus agencias para vender su productos o servicios a blogueros relevantes en mercados verticales clave. En esta tesitura, nos encontramos con un problema nuevo “la indiferencia del bloguero”. Los bloggers de cierta reputación reciben cientos de pitches de las marcas a la semana y de estos, el 90% los elimina sin haberlos leídos antes.  Por lo tanto, ¿qué deberían hacer las marcas para desplegar con éxito una estrategia de engagement con los blogueros? Tras hablar y trabajar con muchos de los más importantes hemos dado con las siguientes reglas de oro.

1. Conocer al bloguero y saber lo que hace

Antes de poner en marcha cualquier iniciativa con bloggers es importante saber quiénes son y qué hacen porque el desconocimiento nos puede llevar a cometer errores capitales. Por ejemplo, imagina que eres una marca de carne orgánica conocida y quieres sorprender a los blogueros especializados en alimentación  invitándoles a un curso de cocina con Jamie Oliver. Uno de los blogueros con el que contactas es vegetariano y nunca escribe sobre carne sino que es famosa por sus recetas vegetarianas. Al hacerle esta oferta has cometido un pecado capital ya que has puesto de manifiesto que no has leído antes su blog.

Cada bloguero con el que hablamos necesita tiempo y si tú no te has tomado tiempo para conocer su blog, ¿por qué él va a dedicar su tiempo a conocer tu marca?

2. El bloguero es el héroe, no tu marca

Un blog es habitualmente algo muy personal, en el que los blogueros ponen su corazón y su alma en sus artículos diarios, semanales y mensuales, por lo que si una marca se acerca a ellos con la intención de ofrecerles escribir un artículo o suministrarle contenido, va a recibir una negativa por respuesta: “Es mi blog, yo escribo. Es mi opinión”, es la respuesta habitual.

Más que ofrecer contenido de tu marca piensa en cómo puedes ayudar al blogger a desarrollar contenido, permitiéndole utilizar su voz de nuevas e interesantes formas. Por ejemplo, si tu blogger target se centra en la moda, una colaboración entre el diseñador y su blog permite al bloguero mantener su independencia y explorar nuevos medios creativos.

3. La promoción no es suficiente: si eres una marca, espero cobrar

Para muchos blogueros su blog es su trabajo. Por lo tanto, al igual que cuando alguien trabaja para una marca espera cobrar por ello, si quieres que el blogger trabaje contigo debes compensarle por ello. Intentar persuadirle con promocionarle en vez de pagarle sólo le ofenderá y hará que la relación empiece con mal pie. Desde luego, que hay excepciones, parafraseando lo que dijo un blogger “si se trata de Chanel y van a mencionarme en la misma frase que Karl Lagerfeld, entonces merece la pena”.

4. Construir una relación

En el mundo del blogging las relaciones son cruciales, ya que los blogueros siempre favorecen a alguien con el que han trabajado en repetidas ocasiones y han tenido una buena experiencia. Como marca, cuando seleccionamos una agencia para llegar a este tipo de público, es importante saber que tendremos más éxito cuanto más madura sea la agencia y tenga ya relaciones establecidas con el blogger vertical al que quieres llegar.

Si eres nuevo en esto del blogging, piensa estratégicamente y no tácticamente. Los blogueros de perfil alto han escrito blogs en algún momento y lo seguirán haciéndolo. No desaproveches la oportunidad con un mal enfoque, considéralos como el comienzo de una relación y haz una aproximación en consecuencia. Haz lo correcto y piensa que puede ser un nuevo arranque que podría llevarte un paso por delante rápidamente.

 

SMALL-Nadya-PowellLa autora de este artículo es Nadya Powell, managing director de MRY en Reino Unido, agencia de ‘social media’ de DigitasLBi

 

Sobre el autor de este artículo

Autor Invitado