Pymes

5 ventajas que el teletrabajo aporta a la pyme

Escrito por Patricia Rivera

Diversos estudios coinciden en que aumenta la productividad. Según IDC, un tercio de los empleados mundiales se beneficiarán de esta modalidad en dos años.

Las nuevas tecnologías, el desarrollo de dispositivos, la completa adopción del funcionamiento de las herramientas virtuales por parte de las nuevas generaciones, la mejora de las conexiones a Internet, la creación de soluciones empresariales pensadas para trabajar a distancia, como los servicios de virtualización o las nubes privadas, hacen que el teletrabajo sea una opción cada día más factible para las pymes. Y es que para muchos profesionales ya no es imprescindible acudir a la oficina para tener reuniones, acceder de forma segura a la información necesaria para desempeñar las labores diarias sin poner en peligro la confidencialidad de los datos, o comunicarse instantáneamente con el resto de empleados.

En España este modelo de trabajo aún está poco extendido. De hecho, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, sólo el 21% de las empresas cuentan con programas de teletrabajo, siendo muy pocos los que se benefician de ellos, en torno a una de cada 10 personas según la Encuesta de Población Activa.

No obstante, esta tendencia podría cambiar en los últimos años. Al menos a esa conclusión ha llegado la consultora estadounidense International Data Corporation (IDC), especializada en el análisis de fenómenos en el sector de la tecnología, que estima que en dos años el 32,7% de la población trabajará de forma remota, es decir, a distancia, bien sea desde casa, una cafetería, un espacio de coworking, o cualquier otro lugar.

Probablemente este cambio estará motivado por las ventajas que el teletrabajo ofrece a las empresas, y especialmente a las pymes.

Incremento de la productividad

Un gran número de estudios destacan que los empleados que trabajan en remoto son más efectivos. Así lo consideran al menos más de un 60% de las empresas encuestadas por la consultora IDC. También un estudio de la London School of Economics sostiene que el teletrabajo mejora la productividad al tener este tipo de empleados menos distracciones y agradecer los beneficios de esta modalidad laboral les ofrece.

Ahorro de costes

Las pymes no tienen que destinar amplios presupuestos al alquiler o compra de oficinas, equipamientos informáticos y gastos derivados de su utilización, como consumo eléctrico, ya que serán necesarios espacios más pequeños y por tanto menos costosos.

Conciliación de la vida laboral y personal

El ahorro de tiempo de los desplazamientos y la mayor flexibilidad horaria posibilita a los empleados de las pymes que ofrecen la opción del teletrabajo más facilidades para compaginar el tiempo que dedican a su puesto laboral con el utilizado a la realización de otras actividades y a sus relaciones familiares y personales. Esto repercute en una mayor satisfacción de los empleados, que se traduce en muchas ocasiones en un mayor compromiso por parte de los trabajadores. De hecho, por todos estos motivos y tal y como recoge el Libro Blanco del teletrabajo en España elaborado por la Fundación Más Familia, al 57% de los españoles les gustaría contar con esta modalidad en su empresa.

Además, estas ventajas pueden ser un aliciente para retener talento que también repercutirá en una mejora de la productividad de la pyme.

Protección del medio ambiente

La reducción de desplazamientos genera una disminución de las emisiones de dióxido de carbono y un ahorro en el consumo energético.

Integración de personas con movilidad reducida

Facilita la contratación de este tipo de personal, pese a carecer de las instalaciones y recursos necesarios para que puedan desarrollar su puesto de trabajo, al no ser necesaria una inversión para adecuar las oficinas.

Eso sí, pese a las múltiples ventajas que el teletrabajo ofrece a las pymes su implantación requiere estrategias enfocadas a la consecución de los objetivos y no puede aplicarse a todos los puestos de trabajo. Para el resto, constituye una opción digna de valorar.

Foto CC Fatheroftheweasel

 

Sobre el autor de este artículo

Patricia Rivera