Innovación

Una camiseta controla las constantes vitales y regula la potencia del ejercicio

Escrito por Inma Rico

FitnessSHIRT mide el pulso, la respiración y la frecuencia cardiaca para adaptar el ejercicio físico a las capacidades del usuario.

La camiseta de fitness ha sido desarrollada por el Instituto Fraunhofer de Circuitos Integrados IIS de Alemania y mide contantes vitales, como la respiración, el pulso o los cambios en la frecuencia cardiaca para regular la potencia del ejercicio que se realiza.

El primer kit deportivo en el que se utiliza la camiseta está compuesto por una bicicleta estática, un teléfono móvil y la FitnessSHIRT, y ha sido expuesto en la feria alemana Medica 2013. El invento conecta la camiseta con un smartphone o tablet y envía los datos fisiológicos para que sean interpretados y mandar la orden a la bicicleta, que regula la potencia del motor en función del estrés, el rendimiento o dificultad de adaptación al ejercicio por parte del usuario.

Para conseguirlo, el textil con el que está fabricada la camiseta incorpora electrodos conductores integrados que son los responsables de captar la actividad cardiovascular del usuario. Junto a ello, se coloca una banda elástica alrededor del pecho que es la que detecta el movimiento de la respiración. Una unidad electrónica extraíble es la que digitaliza estos datos en bruto y los transmite al tablet o smartphone.

Según los responsables del proyecto, la FitnessSHIRT se puede utilizar en diferentes actividades deportivas, pero también puede servir para monitorizar la rehabilitación de personas enfermas o de avanzada edad y evitar que realicen un sobreesfuerzo. El objetivo es que la camiseta pueda ser comercializada a lo largo de 2014.

MENTORbike es el socio del Instituto Fraunhofer en este primer prototipo en el que se ha montado un teléfono inteligente al manillar de una bicicleta estática para que recoja los parámetros y, si la tasa de impulsos excede los 150 latidos por minuto, reduce el pedaleo; mientras que si esta es de 80 pulsaciones por minuto, lo acelera. De esta forma, los usuarios realizarán el ejercicio dentro de un nivel óptimo, ni por encima no por debajo de sus posibilidades.

Sobre el autor de este artículo

Inma Rico