Innovación

Skully AR-1, el casco inteligente

skully
Escrito por Marcos Merino

Este ‘wearable’ llega, gracias al ‘crowdfunding’, para difuminar los límites de la ciencia-ficción gracias a su visera-pantalla, capaz de mostrar datos online.

La mayoría de quienes llevan ya unos años en el mundillo de la tecnología han tenido ya ocasión de probar algún dispositivo o gadget que les ha hecho sentir protagonista de alguna de las películas de ciencia-ficción que vio en su niñez. Si ése no ha sido aún tu caso, bueno… quizás deberías probar el Skully AR-1. En principio, estamos ante un casco de motorista, con un diseño exterior especialmente cuidado, pero sin ningún otro elemento destacable a priori. Hasta que nos lo ponemos. Es entonces cuando podemos apreciar que su visera incorpora tecnología Head-Up Display de realidad aumentada, transformándola en una pantalla capaz de superponer todo tipo de información a la visión real del piloto. Por ejemplo, podemos visualizar mapas con las indicaciones del GPS sin quitar la vista de la carretera, o ‘mirar por el retrovisor’ proyectando la imagen de una cámara integrada de 180º situada en la parte posterior del casco.

Además de eso, el Skully AR es capaz de sincronizarse con nuestro smartphone para responder llamadas, recibir notificaciones y escuchar música sin tener que sacar el móvil del bolsillo. Una vez sincronizado (gracias a su conexión Bluetooth) dispondrá también, por tanto, de conectividad a Internet. Según el equipo de diseñadores que lo ha fabricado, el caso ofrece, además, toda la protección que puede ofrecer un caso tradicional (contando, así, con todas las homologaciones necesarias).

Pero las arriba citadas no son sus únicas funcionalidades posibles: sus creadores han publicado también un SDK para que los desarrolladores puedan jugar, ampliando los servicios de este casco inteligente. Y todo esto podremos usarlo igualmente durante viajes relativamente largos, gracias a su autonomía de hasta 9 horas. Y por si existiera alguna duda, sigue siendo también un caso óptimo para proteger nuestra cabeza al contar, además, con toda la protección que puede ofrecer un casco tradicional (disponiendo de todas las homologaciones necesarias).


El lanzamiento de esta maravilla futurista se ha financiado gracias a una campaña de crowdfunding en la plataforma Indiegogo, que les ha permitido recaudar a sus creadores casi 2 millones de dólares USA (es decir, casi 8 veces la cantidad que se marcaron como objetivo: 250.000 dólares). Y todo ello, a falta aún de 28 días. El éxito de la campaña permitirá a sus financiadores disponer de las primeras unidades a partir del mes de mayo de 2015, a un precio de 1.399 dólares para los usuarios estadounidenses y de 1.599 para aquellos que lo adquieran desde el extranjero. Los compradores tendrán a su disposición dos colores (negro y blanco) en una amplia variedad de tallas (de la S a la XXL).

Los fundadores de Skully Systems son los hermanos Marcus y Mitchell Weller, presidente y vicepresidente -respectivamente- de la compañía: Marcus se formó en el campo de los sistemas de transporte inteligentes y en Psicología Industrial en la Universidad de Minnesota, y tuvo la idea de fundar la compañía tras sufrir un accidente de moto en 2013. Mitchell, por su parte, compartía con su hermano el campo de estudio y la universidad, así como su pasión por las motocicletas.

marcus-and-mitchell

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.