Innovación

La reputación online y las búsquedas semánticas se dan la mano en el proyecto RepLab

Escrito por Inma Rico

Procesar semánticamente las opiniones sobre las marcas en los medios sociales es el objetivo de RepLab, una iniciativa englobada en el proyecto LiMoSINe que busca medir la reputación online.

Una de las grandes preocupaciones de las marcas es conocer, controlar y automatizar lo que de ellas se dice a través de los Medios Sociales, unos medios de comunicación en los que el protagonista ya no es el emisor sino el usuario, que, con sus opiniones y flujos de datos, aportan información que permite definir a la empresas las estrategias comerciales más adecuadas.

En esta vorágine de querer saber cuál es la reputación on-line de una empresa o un individuo, se encuadra la iniciativa RepLab, promovida por la UNED (Universidad a Distancia), UvA (Universidad de Ámsterdam) y la consultora de comunicación Llorente & Cuenca, y que, a su vez, forma parte de otra más amplia llamada LiMoSINe, cuyo cometido es la elaboración de un software basado en la agregación semántica que sea capaz de comprender los textos de Internet mediante la semántica y la sintaxis.

El objetivo de RepLab es responder a las preguntas que con más frecuencias se hacen las marcas a la hora de valorar su reputación online: ¿Cuál es el estado de la opinión general sobre la empresa? ¿Cuáles son mis fortalezas y debilidades frente a la competencia? ¿Cómo se posiciona la empresa dentro de su mercado estratégico? ¿Cómo neutralizar la amenazas? Y en este contexto, para los promotores de la iniciativa, el procesamiento del lenguaje natural adquiere un papel clave para aplicar la minería de datos, no solo a los productos, como se ha venido haciendo hasta hora, sino también a las empresas y a los individuos.

Para conseguirlo, el proyecto reúne a la comunidad investigadora y a los representantes de la industria expertos en gestión de la reputación para el establecimiento de un plan que tendrán una duración de cinco años y en el que se desarrollará la tecnología del lenguaje en términos de recursos, algoritmos y aplicaciones, la especificación de metodologías y métricas y el desarrollo de casos prácticos.

El resultado final será una herramienta que permita medir la reputación online de una marca empresarial o personal de forma automatizada y basándose en la interpretación semántica extraída de los comentarios e información que vuelcan los usuarios en las redes sociales.

Sobre el autor de este artículo

Inma Rico