Richard Branson posee también una compañía aeroespacial, Virgin Galactic, que espera llevar turistas al espacio en los próximos años.