Innovación

Pekín-Viena: la primera conversación cuántica de la historia

Una clave criptográfica cuántica ha permitido una llamada entre China y Austria con un nivel de seguridad nunca antes visto.

Aunque la computación cuántica sigue en pañales, lo cierto es que comenzamos a ver ya las primeras experiencias prometedoras basadas en esta nueva forma de entender la informática y el procesamiento de información. Uno de estos hitos en la breve pero apasionante historia de esta tecnología ha tenido lugar esta semana, cuando se ha llevado a cabo la primera conversación cuántica de la historia entre Pekín y Viena.

El pasado 29 de septiembre, los presidentes de la Academia de Ciencias de China y la Academia Austríaca de Ciencias compartieron una clave criptográfica cuántica que les permitió comunicarse a través de un enlace de vídeo seguro. La llamada se realizó con el satélite de comunicaciones cuánticas Micius de China, que se lanzó en 2016 y orbita a unos 500 km sobre la Tierra.

Computación cuántica ‘para dummies’

La distribución de la clave cuántica (QKD) utiliza las leyes de la mecánica cuántica para garantizar un nivel de seguridad nunca antes visto. Así, el emisor y el receptor intercambian una clave formada por una serie de estados cuánticos, por lo que un espía es incapaz de interceptar la clave sin alterar esos estados y revelar su presencia. Todo ello se basa en estudios anteriores de universidades chinas por los que se demostró que se podía codificar una clave en los estados de polarización de una serie de fotones enviados desde el satélite Micius a distintas estaciones terrestres.

El proceso final, salvando la lógica cuántica, es bastante más sencillo de entender. El satélite Micius envió una clave cuántica a Viena. A su vez, hizo lo propio con Pekín. Dos claves compartidas distintas que se combinan a bordo del satélite y el resultado es distribuido nuevamente a ambas estaciones terrestres. Usando las dos llaves separadas y la llave combinada, se genera un código común que permite, en este caso, la comunicación segura entre ambos países.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.