Innovación

Microsoft trabaja para llevar el 3D a los dispositivos móviles

Polygon_face
Escrito por Marcos Merino

3D Face podría hacer tan sencillo la realización de modelos 3D como lo es hoy en día tomar una foto panorámica.

Si eres capaz de imaginar un futuro en el que podremos escanear objetos cotidianos (o la cara de cualquier persona) con la cámara de nuestros teléfonos móviles y convertirlos en modelos en tres dimensiones que luego podamos modificar o enviar a imprimir a nuestra impresora 3D, tenemos una noticia buena y otra mala para ti: la buena es que ese futuro está muy cerca; la mala es que Microsoft se te ha adelantado.

Hablamos de 3D Face, una aplicación móvil para el nuevo Windows Phone 8, basada en una tecnología patentada por Microsoft Research y conocida por el nombre de Skynet UI. El proceso sería mucho más sencillo (o, mejor dicho, transparente para el usuario) de lo que parece: la reconstrucción 3D se realizaría tras haber tomado una foto de 360 grados sobre el objeto o rostro a escanear, todo ello haciendo uso de una interfaz muy similar a las que usamos hoy en día para hacer fotos panorámicas.

Parece que los planes de Microsoft pasan tanto por ofrecer masivamente esta tecnología en los teléfonos que lleven instalado su sistema operativo Windows Phone como licenciarla a cualquier otro fabricante que quiera pagar por ella, ya que no requiere de ningún hardware que no sea de uso común en la industria, lo que permitiría disfrutar de estas opciones en nuestros teléfonos móviles y tablets con Android y iOS.

Aquí debajo podéis ver una demostración en vídeo que llevó a cabo personal de Microsoft Research Asia durante el 30 de Octubre (Día de la Innovación) de 2013:

Uno de los desarrolladores del vídeo, Richard Cai, explica que ahora, “sólo los fotógrafos profesionales con un equipo adecuado pueden crear contenidos en 3-D, el usuario común no. Pero con la popularidad de los juegos y la impresión 3-D, la necesidad de contenidos tridimensionales es emergente”. Por eso, con esta nueva tecnología de Microsoft “Con un dispositivo móvil y una cámara RGB, cualquiera puede crear una imagen en 3D. El coste computacional es pesado, así que la reconstrucción se hace en la nube y en medio minuto se envían de nuevo los datos procesados al dispositivo del usuario“. En lo que a la impresión 3D respecta, Cai afirma que “ahora, la gente sólo tiene que descargarse algo de una web e imprimirlo, pero con esta tecnología, la gente podrá imprimirse sus propios modelos”. También propone otras aplicaciones, como escanear un mueble en una tienda y poder visualizar el modelo 3D en nuestro entorno casero para comprobar cómo quedaría. No se puede descartar tampoco que el escaneo facial pudiera tener aplicación a la hora de diseñar el avatar de juegos de XBox o del nuevo asistente personal móvil de Microsoft, Cortana.

Hay que señalar que ya existe otra tecnología de Microsoft (Kinect) que ha sido usada para estos fines, pero su uso es complejo y requiere de elementos extra como los sensores de profundidad. También Autodesk dispone ya de una tecnología similar en sus funciones, pero a diferencia de Microsoft 3D Face, requiere realizar una gran cantidad de fotos, que hay que subir de forma manual al servidor en la nube que realiza los cálculos para su reconstrucción. Además, carece del algoritmo optimizado para el escaneo facial del que hace gala el producto de Microsoft.

Imagen | Wikipedia

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.