Innovación

La primera granja flotante del mundo echa el ancla en Rotterdam

Granja flotante
Escrito por Redacción TICbeat

Esta granja de productos lácteos se abrirá este año en el puerto de Rotterdam, convirtiéndose en la primera granja que flotará en alta mar ayudando a la ciudad a producir más comida de manera sostenible. ¿Será esta la mejor solución para las ciudades del futuro?

La primera granja flotante del mundo ha sido construida en el puerto Merwehaven de Rotterdam por Beladon, una empresa inmobiliaria holandesa, y será una granja de lácteos que contará con 40 vacas de raza Mosa-Rin-Yssel (raza proveniente de los Países Bajos y Alemania) ordeñadas por robots, que podrán ir aumentando en número según aumente la eficiencia de la granja.

La granja de Beladon la cual tiene prevista su apertura en 2018 tiene tres niveles y se calcula que producirá unos 800 litros de leche cada día.

Esta idea proviene de la necesidad imperante de reducir las distancias que tienen que recorrer los alimentos para llegar al consumidor, desde un punto de vista tanto de salud como medioambiental, ya que la reducción de la contaminación por el transporte de estos alimentos sería considerable.

Además, según los estudios de la población mundial y su comprobado crecimiento de casi 10 millones de habitantes para el año 2050 se prevé que el 70% de las personas vivan en las ciudades frente al 55% actual. Es por ello que cada vez hay más granjas urbanas de interior donde los productos se cultivan de forma vertical bajo luces ultravioletas.

Uno de los ingenieros del equipo de Beladon llamado Peter van Wingerden fue el que tuvo la idea en el año 2012 mientras trabajaba en un proyecto de viviendas flotantes en el río Hudson. Fue a raíz del huracán Sandy, el cual inundó todas las calles de la ciudad y paralizó el transporte. Esta situación desembocó en una falta de suministros alimenticios y las tiendas no tenían productos frescos en sus estantes.

“Al ver la devastación causada por el huracán Sandy, me llamó la atención la necesidad de producir alimentos lo más cerca posible de los consumidores”, afirma van Wingerden según informa la BBC. “Así que surgió la idea de producir alimentos frescos de una manera adaptada al clima en el agua”, y “el concepto también sería resistente a los huracanes”, afirma van Wingerden.

Al principio la gente pensó que la idea era “extraña, graciosa o increíble, pero han comenzado a cambiar de opinión”, dice van Wingerden.

“Con la creciente demanda de alimentos saludables, la urbanización de rápido crecimiento y el cambio climático, ya no podemos confiar en los sistemas de producción de alimentos del pasado”, afirma.

Otro de los objetivos primordiales de la granja es reciclar y reutilizar todo lo posible para crear una granja sostenible. “Al menos el 80% de lo que comen nuestras vacas serán productos de desecho de la industria alimentaria de Rotterdam”, afirma el gerente general de la granja, Albert Boersen. Entre estos productos reciclables podrán incluirse los granos que desechen las cervecerías locales, las sobras de restaurantes, subproductos de molinos de trigo locales y césped, que serán recogido por la empresa GroenCollect, que se encargará de entregarlo con sus camiones eléctricos.

Además, van Wingerden afirma que cultivarán la lenteja de agua también como alimento para animales. “Es rica en proteínas, de rápido crecimiento y puede nutrirse con orina de vaca. Tendremos una instalación de cuatro o cinco plataformas verticales que harán crecer la planta bajo luces especiales LED”, asegura.

La sostenibilidad no sólo se dará en la alimentación, sino en la energía utilizada: hidrógeno producido a través de paneles solares.

Innovación agroalimentaria en forma de startup con regusto a sostenibilidad

La granja se dedicará a producir y pasteurizar leche y yogur, así como a procesar y vender su propio estiércol de vaca, productos que venderá en Rotterdam.

“Esperamos hacer muchas más granjas flotantes, pero también esperamos que otros nos copien o desarrollen conceptos que contribuyan a estos objetivos”, dice van Wingerden. “La producción de alimentos saludables y suficientes es clave para un mundo mejor, más limpio y más seguro”, afirma.

El apoyo internacional que ha recibido la granja se proyecta en las declaraciones de Fenton Beed, un líder de equipo para la agricultura y la alimentación en las Naciones Unidas, quien afirma que las granjas urbanas son muy útiles ya que utilizan menos agua, fertilizantes y pesticidas que los sistemas de producción convencionales.

Aunque también habla de las limitaciones de estos proyectos: “Las limitaciones para producir alimentos en entornos controlados incluyen los costos de inversión inicial, iluminación LED y suministros continuos de energía”,  afirma Fenton Beed. “Eso significa que a menos que las políticas incentiven el compromiso de los productores más pequeños, esta tecnología se reservará para las entidades privadas y públicas ricas en ingresos”, asegura el trabajador de la ONU.

Estas limitaciones no han impedido que haya numerosas empresas trabajando en este campo, como la empresa estadounidense Plenty la recibe una inversión muy importante.

Esta empresa se dedica a la producción de las verduras de hoja en granjas de interior. Esta empresa no usa tierra ni pesticidas, sino que cultivan en postes verticales de seis metros a través de un sistema de alimentación únicamente de agua y luces LED, y los sensores infrarrojos controlan los cultivos para ajustar el calor, la luz y el flujo de agua a las necesidades concretas.

Plenty ya ha recaudado 226 millones de dólares y este año abrirá su primera granja en el Medio Oriente. Japan’s Spread es otra de las empresas que cultiva vegetales de forma vertical en entornos urbanos con este concepto de Techno Farm.

Las granjas flotantes están en auge, así como los cultivos urbanos en interiores, un futuro sostenible que puede ser la solución al aumento de población de los próximos años.

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.