Innovación

La IA de Google ya tiene una voz escalofriantemente humana

Escrito por Eduardo Álvarez

Google acaba de culminar el desarrollo de Tacotron 2, una nueva tecnología que da a su Inteligencia Artificial Deepmind una voz escalofriantemente humana.

El desarrollo de la Inteligencia Artificial continúa su curso imparable, y una de las más avanzadas hasta el momento es Deepmind, la IA de Google, que ya ha conseguido derrotar a humanos en juegos de lógica y estrategia en varias ocasiones.

Ahora, en su objetivo de hacerse más “humana”, la IA de Google ha conseguido transformar su voz, que pasa de imitar a la de un robot a ser escalofriantemente humana. Ahora Deepmind tiene voz de mujer y es capaz de imitar los tonos y el énfasis del lenguaje humano.

Los resultados son fruto del trabajo de años de investigación y desarrollo.

Todo ello es gracias a Tacotron 2, una tecnología desarrollada y patentada por Alphabet, empresa matriz de Google. Este sistema permite transformar el texto escrito en un espectograma, es decir, las palabras plasmadas gráficamente en forma de ondas para que el software las “lea” e interprete, transformándola en viva voz a través de sus membranas.

Así es cómo la Inteligencia Artificial cambiará en 2018

De esta forma, la IA de Google tiene una voz humana que podría engañar a cualquiera. De hecho se puede hacer que de cierta relevancia a algunas palabras con sólo subrayarlas o escribirlas en mayúscula. Ya no habla de forma plana y desapasionada, un paso adelante para conseguir que los robots y la IA sean socialmente aceptados.

En esta web se pueden oír varias frases pronunciadas por la nueva voz de Deepmind y compararla con una voz humana. Son totalmente indistinguibles.

¿Es Deepmind el futuro de Google?

Google ha apostado fuerte de cara al futuro por dos tecnologías: la inteligencia artificial y el coche autónomo, y da la casualidad de que puede que las dos vayan de la mano. En cualquier caso, ambas sirven para automatizar procesos que ahora realizan los humanos y servirán en teoría para hacer nuestra vida más fácil.

Aunque la mayoría de los titulares se centran en la destrucción de puestos de trabajo que causarán los robots, la Inteligencia Artificial abre nuevas posibilidades sociales y económicas que aún no alcanzamos ni siquiera a vislumbrar. Algunas de ellas pueden parecernos ciencia ficción.

La intención de compañías como Google es que haya pocas cosas más allá del alcance de Deepmind, de ahí que buena parte del futuro de la compañía pase por conseguir que su IA sea la más precisa y avanzada de todas.

Artículo publicado originalmente en Computerhoy.com

Sobre el autor de este artículo

Eduardo Álvarez