Innovación

Internet de las Cosas: 8.400 millones de dispositivos conectados cuando acabe 2017

En 2020 habrá más de 20.400 millones de objetos conectados en todo el mundo. He aquí el resto de perspectivas actualizadas para el Internet de las Cosas.

El Internet de las Cosas es una de las tendencias que ha irrumpido con más fuerza en la escena TIC de los últimos años, protagonizando un fenómeno a semejante escala como para conseguir un ‘hype’ de dimensiones épicas: hubo fuentes que se atrevieron a aventurar que veríamos 100.000 millones de dispositivos conectados en 2020, cifra rebajada a 50.000 millones por otros expertos y, finalmente, ajustada por la firma de análisis Gartner a 20.400 millones de objetos inteligentes en funcionamiento para finales de la década.

Parece que esta última previsión podría ser la -finalmente- correcta, al menos en tanto que su evolución sí responde a los despliegues que se han vivido tanto el año pasado como aquellos que se esperan para el actual 2017. En ese sentido, cuando acabe el presente curso, ya habrá 8.400 millones de cosas conectadas en todo el mundo, un 31% más que en 2016. Ello supondrá un gasto de más de 1,6 billones en 2017 y de más de dos billones de dólares (2 trillion, en nomenclatura anglosajona) en inversiones el próximo 2018.

El segmento de consumo ha sido, es y será el principal catalizador del Internet de las Cosas. Sin ir más lejos, el 67% de todos los dispositivos conectados están relacionados con el ámbito doméstico, sumando 5.200 millones de unidades operativas. Smart TVs, contadores inteligentes o cámaras de seguridad serán los principales exponentes de este segmento durante este año que apenas hemos comenzado.

A su vez, el Internet de las Cosas para el ámbito empresarial -tanto soluciones transversales como para verticales específicos- vivirá una importante explosión de aquí a 2020, más en términos de facturación (ya en 2017, el segmento profesional representará el 57% de todo el gasto, estimado en 1,68 billones de dólares) que en unidades.

En ese sentido, dispositivos de campo, sensores en plantas de generación eléctrica, soluciones de telemedicina y monitorización sanitaria, edificios inteligentes o iluminación predictiva son sólo algunos de los dispositivos conectados que más éxito cosecharán en próximos años. Así pues, en apenas tres años tendremos unos 4.400 millones de objetos conectados instalados entre distintas industrias, con 3.200 millones de dispositivos desplegados en verticales específicos.

Por regiones no hay sorpresas: China, América del Norte y Europa Occidental son los mayores impulsores del uso de objetos conectados, concentrando entre estas tres áreas geográficas el 67% de todo el despliegue relacionado con el Internet de las Cosas cuando acabe este año…

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.