Innovación

Implantes increíbles gracias a la tecnología de impresión 3D

3D-Printed-Jaw-Bone
Escrito por Marcos Merino

Columna vertebral, cráneo, cadera, mandíbula… las impresoras 3D están revolucionando también la medicina.

Hace unos días, abordamos en TICbeat la noticia del primer implante de columna vertebral de la Historia, hito posible únicamente gracias a increíble versatilidad de la tecnología de impresión en 3D. El implante, destinado a un niño de 12 años con cáncer en la espina dorsal, se construyó íntegramente con filamento de titanio y evitó una nueva cirugía al carecer de elementos como tornillos y similares.

Pero… ¿qué otros retos en materia de implantes se han abordado a lo largo del mundo gracias al boom de la tecnología de impresión 3D? Hagamos un repaso:

Maxilar inferior

Hace un año, un equipo de investigadores belgas creó el primer implante de un maxilar inferior impreso en 3D (de nuevo, el material usado fue el titanio). Una mujer de 83 años de edad con la mandíbula totalmente destruida por una infección (osteomielitis) pudo volver a hablar y comer pocas horas después de la intervención. Hasta ese momento, dichos implantes se fabricaban a partir de un molde y suponía dejar a los pacientes hospitalizados durante meses. El uso del titanio, sin embargo, anula cualquier problema de incompatibilidad.

Cráneo

Un poco más al norte, en los Países Bajos, otro grupo de médicos consiguieron en marzo de 2014 salvar la vida de una mujer sustituyendo la mayor parte de su cráneo por un implante de plástico impreso en 3D por la empresa australiana Anatomics.

La mujer, de 22 años, había empezado sufriendo dolores de cabeza a causa de un engrosamiento del cráneo que rápidamente afectó a su visión y su coordinación motora, amenazando con degradar el resto de funciones cerebrales. Tres meses después de la cirugía, la paciente ha vuelto a trabajar y no le quedan apenas rastros de haber sufrido algún tipo de cirugía, lo cual sería imposible con las antiguas técnicas (retirada de porciones de hueso sin recubrimiento, o utilización de implantes creados a mano con una clase especial de cemento, en la misma sala de operaciones).

Cadera

Poco después, en mayo, médicos y científicos de la Universidad de Southampton completaban la instalación de primer implante de cadera, impreso en titanio y diseñado usando una tomografía computerizada del paciente y diseño CAD. Entre el implante y la pelvis se insertó un injerto de células madre extraídas de la médula con el objetivo de fomentar la regeneración ósea en torno al titanio.

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.