Fintech

La fórmula con la que un economista ha ganado la lotería 14 veces

Sorteo loteria
Escrito por Sandra Arteaga

Ganar la lotería normalmente es un golpe de suerte, pero no para Stefan Mandel. Este economista tenía una fórmula que le ayudó a ganar la lotería 14 veces, lo que hizo que fuera investigado por diversas agencias internacionales. Esta es su historia.

Según los matemáticos, tienes más probabilidades de que te parta un rayo que de ganar la lotería, pero quizá el problema se encuentra en que la mayoría de nosotros confiamos en el azar y no seguimos un método estudiado a la hora de hacer nuestras apuestas.

Esta teoría cobra fuerza si observamos el caso de Stefan Mandel, un economista rumano que encontró una fórmula con la que ha conseguido ganar la lotería en un total de 14 ocasiones, una cifra que nos hace pensar que lo suyo es algo más que simple suerte.

Mandel confió en la lotería para reunir dinero suficiente para sacar a su familia de su Rumanía natal, que a finales de la década de los 60 se encontraba bajo el régimen comunista. Se preparó estudiando escritos de probabilidad teórica del matemático Leonardo Fibonacci, y tras años de investigación creó un algoritmo para adivinar los números de la lotería basado en un método que denominó condensación combinatoria. 

El economista afirmaba que aplicando este algoritmo era capaz de predecir con precisión cinco de los seis números ganadores, lo que reducía el número de combinaciones posibles de millones a solo miles. Se asoció con un grupo de amigos para comprar todos los números posibles que había averiguado con su fórmula, ganó el primer premio y obtuvo el dinero necesario para escapar de Rumanía. 

Mejores opciones de inversión si te toca la lotería

Cuatro años después, Mandel se fue a vivir a Australia y se fijó en un tipo diferente de lotería, que se basa en un conjunto de números dentro de un rango que se seleccionan al azar, y gana el usuario que tenga todos los números en cualquier orden. Para ganar este tipo de lotería, la fórmula de Mandel era la siguiente:

  • Calcular el número total posible de combinaciones.
  • Encontrar loterías en las que el premio gordo sea al menos tres veces o más el número de combinaciones posibles.
  • Conseguir dinero de inversores para pagar por cada combinación o billete.
  • Imprimir millones de tickets con cada una de las combinaciones posibles (en este tipo de sorteos en los años 80, los participantes podían imprimir los boletos personalmente).
  • Entregar los billetes a loteros autorizados.
  • Ganar el premio.

Siguiendo este sistema, Mandel y sus inversores ganaron 12 veces la lotería en Reino Unido y Australia. De hecho, en el segundo país cambiaron la ley de loterías varias veces para evitar que un solo individuo pudiera comprar grandes cantidades de boletos.

Pero Mandel no quedó conforme con esto, y apuntó a un premio mucho más jugoso: la lotería estatal de Virginia (Estados Unidos), cuyo premio gordo acumulado había alcanzado los 27 millones de dólares. El economista encontró inversores en el país americano y se las ingenió para imprimir y procesar los billetes en loteros autorizados.

El 15 de febrero de 1992 consiguió ganar el premio de 27 millones, aunque en esta ocasión no entregó a los inversores todo el dinero prometido y las relaciones se enfriaron. Además, todo el periplo despertó el recelo de las autoridades y fue investigado por 14 agencias internacionales, incluyendo la CIA y el FBI. Cuatro años después, finalmente fue hallado inocente.

Vía | Hustle | Business Insider

Sobre el autor de este artículo

Sandra Arteaga

Sandra Arteaga es periodista y escribe sobre informática y tecnología de consumo desde hace más de nueve años. Cacharrea con ordenadores desde la era de Spectrum y no hay videojuego que no haya probado ni joystick que no haya pasado por sus manos.
Escribo reportajes de actualidad e Internet y prácticos en Personal Computer & Internet desde 2008.