Fintech

9 estrategias muy sencillas para ahorrar más dinero

9 sencillos trucos para ahorrar dinero en el hogar

Ahorrar mucho dinero no tiene por qué ser un esfuerzo enorme; si lo conviertes en algo demasiado complicado acabarás dejándolo. Por ello, hoy te traemos 9 estrategias muy sencillas para ahorrar dinero, con ellas no tirarás la toalla a la primera semana.

Hay muchas estrategias para ahorrar dinero, pero es importante que sepas escoger las más sencillas que a la vez sean las que más se adapten a ti.

Y es que, ahorrar no puede convertirse en una carga. Si por meter algo más de dinero al mes en tu cuenta de ahorros estás estresado y amargado tan solo te frustrará y acabarás tirando la toalla.

El método 6 sobres: la mejor manera de ahorrar dinero

Por sorprendente que resulte, ahorrar no siempre tiene que ser un esfuerzo enorme. Hay muchas maneras muy sencillas de hacerlo sin apenas darte cuenta. Hoy te traemos algunas de las mejores reveladas por Trent Hamm en The Simple Dollar:

  • Negocia todas tus facturas: Siéntate una tarde a recopilar absolutamente todas las facturas que pagues cada mes; desde la de electricidad hasta la de tu teléfono móvil. Después, encuentra una manera de reducir la cantidad que pagas mensualmente para cada una de ellas; pero ojo, la estrategia no será la misma con todas. Por ejemplo, con tu proveedor de telefonía móvil o Internet es tan sencillo como llamar y decir que te vas a cambiar de compañía si no te hacen una oferta mejor (si no lo hacen, cámbiate). Para otros servicios en los que no exista tanta competencia estudia bien tu factura y decide de qué productos puedes prescindir. Una vez hayas negociado para conseguir mejores ofertas, calcula cuánto dinero vas a ahorrar y destina esa cantidad todos los meses a una cuenta separada.
  • Haz una limpieza de hogar anual: Una vez al año haz limpieza: escoge todas esas cosas que no hayas usado en el último año y ponlas a la venta. Si tienes dudas respecto a alguna pertenencia guárdalo en una caja y anota la fecha; si a los 6 meses o un año no lo has tocado es hora de dejar que otra persona le de mejor vida. Todo lo que recaudes destínalo a una cuenta de ahorros.
  • Sella las puertas y ventana de tu hogar: Si quieres empezar a ahorrar dinero también tendrás que reducir lo que pagas por tus facturas del hogar. Tanto la calefacción como el aire acondicionado es caro, ¿por qué dejarías que se escape por una ventana o puerta mal sellada?
  • Cocina grandes cantidades y congela las sobras: Es muy importante que siempre tengas algo que comer en la nevera o en el congelador. Es muy fácil pedir un Glovo o un Just Eat cuando llegas a casa tras un largo día de trabajo y no te apetece cocinar, pero también es un gasto de dinero innecesario. Asegúrate de resistir a la tentación de pedir comida a domicilio o comer fuera teniendo una opción más fácil y rápida ya guardada en la nevera.
  • Pega una pizarra magnética a la nevera (y úsala): Planea tu menú semanal con el método que te explicamos en este artículo y apúntalo en una pizarra magnética en la nevera, donde también deberás anotar todos los productos que necesitas comprar. Cuando vayas a hacer la compra llévate esa lista y no compres nada que no esté en ella. Te sorprenderá la cantidad de dinero que ahorrarás si no malgastas comida y aprovechas cada ingrediente al máximo.
  • Apunta todos tus gastos: Si quieres ahorrar dinero necesitas tener un presupuesto mensual, y para elaborarlo tendrás que saber exactamente ingresas y gastas al mes. Es recomendable que siempre lleves un cuaderno encima y apuntes cada gasto que hagas. De esta manera podrás preparar tu presupuesto de la manera más realista posible y te será más fácil ceñirte a él. Si te pones metas utópicas tan solo te frustrará y acabarás renunciando.
  • Apunta todos tus caprichos: También puedes usar el cuaderno para apuntar todo lo que se te vaya antojando en vez de lanzarte a comprarlo. Establece un plazo antes de adquirirlo; puede que con el tiempo te des cuenta de que realmente no lo necesitas. Así, también puedes comprobar si hay un mejor momento del año en el que comprarlo a menor precio. Para compras más pequeñas del día a día siempre asegúrate de mirar el producto durante unos segundos antes de comprarlo; si piensas las cosas dos veces tomarás decisiones más racionales.
  • Programa transferencias automáticas: No solo es recomendable que cada mes transfieras parte de tu sueldo automáticamente a la cuenta de ahorros, es algo que deberías hacer cada semana de tu cuenta corriente a la de ahorros – aunque sean 20 euros. Tus ahorros irán creciendo sin que te des cuenta, y si no ves el dinero es menos probable que lo gastes.
  • Pasa menos tiempo en redes sociales: Las redes sociales son el enemigo del ahorrador. Constantemente verás vídeos y fotos de tus amigos viajando, comiendo fuera y aumentarán las posibilidades de que quieras hacer lo mismo y acabes viviendo por encima de tus posibilidades. En cambio, dedica tiempo a leer o a hacer planes con tus amigos que no supongan un gasto. Esto también te beneficiará ya que mejorará tu estado de ánimo y no verás la necesidad de llenar un vacío con dinero.

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.