Innovación

El reconocimiento facial podría salvar especies de la extinción

Escrito por Marcos Merino

LemurFaceID es una tecnología que puede ayudar a llevar un control de las poblaciones de lémur de vientre rojo en Madagascar.

Actualmente, los biólogos responsables de la protección de especies en peligro de extinción se ven obligados en muchos casos a perseguir y disparar con dardos tranquilizantes a los animales para poder insertarles microchips o colocarles collares o anillas. Este procedimiento es necesario para poder llevar un control exhaustivo del tamaño y movimientos de las poblaciones de esa especie en un área concreta, y así poder diseñar las estrategias de protección más adecuadas.

Sin embargo, este método constituye un peligro tanto para animales como para investigadores, y otras alternativas (como los recorridos a pie de la zona para estimar poblaciones en base a la observación de los ejemplares) pueden resultar tan costosos como inexactos. Por ello, dos biólogas (Rachel Jacobs de la Universidad George Washington y Stacey Tecot de la Universidad de Arizona) decidieron recurrir a Anil Jain (un experto en biometría de la Universidad Estatal de Michigan, especializado en la detección de criminales a partir de tatuajes) para preguntarle si era posible recurrir al reconocimiento facial para llevar a cabo el control de las poblaciones de lémur de vientre rojo. Así nació LemurFaceID.

Jain construyó una base de datos a partir de 462 fotos de 80 lémures de vientre rojo, así como de 10 imágenes de otras especies de lemúridos. El objetivo era entrenar el sistema de reconocimiento facial para ayudarle a diferenciar entre especies e individuos, permitiéndole generar patrones matemáticamente únicos en base a características de referencia (a grandes rasgos, las mismas usadas en el reconocimiento facial de humanos). La mala noticia fue que gran parte del trabajo que en otras circunstancias hubiera recaído sobre una red neuronal tuvo que ser realizado a mano por el equipo de investigadores, pero finalmente el resultado fue satisfactorio: LemurFaceID fue capaz de reconocer a los animales con un 98% de precisión.

A partir de ahora, el objetivo de los investigadores consiste en aumentar la base de datos de fotografías de lémures para garantizar que en un uso habitual sobre el terreno LemurFaceID pueda superar de manera sistemática la capacidad de reconocimiento de los humanos. Tras eso, se buscará dejar de depender de fotografías cercanas y frontales para poder reconocer a los émures a distancia. Será en ese momento cuando el sistema de capturas mediante dardos tranquilizantes haya quedado definitivamente obsoleto.

Vía | Discover

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.